Lo que pasaría en Estados Unidos si Trump desconoce los resultados de las elecciones

¿Arriesgará a ser arrestado?

Lo que pasaría en Estados Unidos si Trump desconoce los resultados de las elecciones
El presidente Trump dio dádiva a la iglesia.
Foto: MANDEL NGAN / AFP / Getty Images

El temor de una crisis institucional es latente ante la posibilidad de que el presidente Donald Trump desconozca el resultado de las elecciones si el conteo de votos no le favorece.

Trump ha cuestionado una y otra vez el sistema de voto por correo que varios estados promovieron como medida para evitar largas filas en puestos de votación este 3 de noviembre para prevenir contagios de coronavirus. El presidente ha expresado en múltiples ocasiones que las elecciones estarían amañadas a favor de Biden.

Por si fuera poco, el propio presidente no dado una respuesta concreta cuando se le pregunta si reconocería los resultados si llegara a perder.

“No, no voy a decir simplemente que sí y tampoco voy a decir que no“, dijo Trump a CBS hace dos meses.

Trump podría no reconocer los resultados si la autoridad electoral da ganador al demócrata Joe Biden, pero los problemas llegarían en la toma de posesión en caso de que el magnate no quiera abandonar la Casa Blanca.

“No depende del presidente Trump, y el país no tiene que convencerlo de que ha perdid”, dijo a CBS Jonathan Turley, profesor de George Washington University. “El Servicio Secreto en el Día de la Inauguración está bajo la dirección del nuevo presidente. Tras el juramento de su sucesor, el presidente Trump se convierte en un invitado en la Casa Blanca. Si se queda, se convierte en un invitado no deseado. Si se niega a irse, se convierte en un invitado arrestado”

Ese sería un escenario en caso de que se confirmara a Biden como presidente, pero para llegar a allí es posible que se haya pasado por semanas de incertidumbre. Trump ha prometido una batalla judicial, que incluiría la solicitud de un reconteo de votos que podría terminar en la Corte Suprema.

Finalmente, agencias federales sigue de cerca a grupos de extrema derecha que podrían cometer actos violentos como algunos funcionarios públicos lo han sugerido.