Qué podría detener la aprobación del tercer cheque de estímulo de $1,400

Los republicanos siguen poniendo trabas al plan de ayuda

Qué podría detener la aprobación del tercer cheque de estímulo de $1,400
El líder de la mayoría en el Senado, Chuck Schumer.
Foto: Drew Angerer/ / Getty Images

Aunque el líder de la mayoría en el Senado, Chuck Schumer (Nueva York), asegura que el paquete de estímulo económico avanza, hay un movimiento de congresistas que pone en riesgo la aprobación del plan de $1.9 billones de dólares.

“Un informe de CNN sugirió que los líderes republicanos estaban ‘maniobrando’ para evitar que todos los republicanos apoyaran el plan de rescate estadounidense, un ejercicio de puro partidismo”, acusó Schumer en conferencia de prensa sobre el grupo liderado por Mitch McConnell (Kentucky), .

Aunque los demócratas tienen mayoría en el Senado, algunos miembros de la bancada, como Joe Manchin (West Virginia), ha complicado la integración del paquete y ha reportes de que podría votar en contra a menos que se retire el incremento salarial a $15 dólares. Su propuesta es a $11 dólares la hora.

“$11 dólares es el punto adecuado para estar… Lo enmendaría a $11”, dijo.

Schumer había adelantado que en reuniones con sus colegas les pidió avanzar en unidad, pero el estira y afloja entre senadores continúa en comisiones, a pesar del interés de facto del presidente Joe Biden.

Al líder demócrata le preocupan más las posturas de republicanos, pero criticó que sus argumentos sigan siendo los mismos sobre “comunismo” y acusó que se distorciona el enviar ayuda a las personas más necesitadas durante la pandemia de COVID-19.

“Hemos comenzado a escuchar las mismas objeciones predecibles, casi las mismas palabras, que los republicanos usan en respuesta a casi todas las leyes demócratas. ¡Una lista de deseos liberal! ¡Socialismo!”, lamentó Schumer. “Un miembro republicano dijo que el Plan de Rescate Estadounidense estaba ‘a la izquierda de Lenin’… Dinero para escuelas, vacunas, cheques directos para familias estadounidenses con dificultades, cheques que casi todos los miembros del Senado apoyaron hace unos meses, ahora está a la izquierda de Lenin”.

Schumer indicó que los 730,000 estadounidenses que se sumaron esta semana a las filas del desempleo son una de las alertas que deben tomarse en cuenta para aprobar el paquete de estímulo lo antes posible, sobre todo porque a Estados Unidos “le falta mucho camino por recorrer”.

“Nuestro país sigue teniendo 10 millones de puestos de trabajo por debajo de donde estábamos en febrero pasado… Eso no es algo para jugar o pasar por alto”, expresó. “El informe de hoy sobre el número de estadounidenses que solicitan beneficios por desempleo por primera vez fue la semana 49 durante la pandemia de COVID en la que las nuevas solicitudes de desempleo fueron más altas que en cualquier momento durante la Gran Recesión”.

Citó que los estadounidenses apoyan la distribución de fondos para detener la crisis contra coronavirus. Si posición fue en sintonía con una encuesta de Morning Consult, que muestra que el 76% de los estadounidenses apoyan el Plan de Rescate Estadounidense del presidente Biden, incluido el 60% de los republicanos.

Más de 160 líderes empresariales apoyan al tiempo que un sondeo de CNBC mostró que el 63% de los propietarios de pequeñas empresas apoyan el paquete de rescate. A ese llamado se suman economistas y organizaciones, como Brookings, Moody’s Analytics y el economista jefe del Fondo Monetario Internacional.

Schumer se lanzó en varias ocasiones contra los republicanos, quienes han advertido no reconocer un impacto electoral en sus decisiones.

“Este tipo de oposición partidista reflexiva no empata con el pueblo estadounidense… Todo el pueblo estadounidense lo ha escuchado antes y sabe que el país necesita ayuda”, insistió.

El plan de ayuda sigue en proceso en la Cámara de Representantes, donde podría ser aprobado este viernes o sábado, luego sería enviado al Senado, donde el Comité de Presupuesto, presidido por Bernie Sanders (Vermont), debe revisarlo.

También falta que pase el tamiz de la parlamentaria Elizabeth MacDonough, a fin de revisar que el proyecto de ley no viola la “regla Byrd” de los lineamientos de Reconciliación. Los demócratas quieren avalar el plan antes del 14 de marzo.