El nuevo paquete de estímulo estipula que si no tienes trabajo no pagarás impuestos sobre los primeros $10,200 dólares que recibiste como seguro de desempleo

Las últimas modificaciones del paquete de estímulo de $1.9 billones de dólares de ayuda por coronavirus podría salvar a millones de personas de un pago sorpresa de impuestos

El nuevo paquete de estímulo estipula que si no tienes trabajo no pagarás impuestos sobre los primeros $10,200 dólares que recibiste como seguro de desempleo
La propuesta busca evitar que las familias sean golpeadas con una factura de impuestos sorpresa.
Foto: ANDREW CABALLERO-REYNOLDS / AFP / Getty Images

El Senado aprobó el sábado una versión del paquete de estímulo por coronavirus que es ligeramente diferente a la aprobada por la Cámara de Representantes. Los demócratas del Senado acordaron reducir la ayuda adicional por desempleo a $300 dólares semanales pero decidieron extender los pagos hasta el 6 de septiembre.

También incluyeron una disposición para renunciar a los impuestos sobre los primeros $10,200 dólares en ingresos por desempleo para aquellos que ganaron menos de $150,000 dólares en ingresos brutos ajustados en 2020.

La excepción de impuestos sobre los primeros $10,200 dólares de los ingresos del seguro de desempleo tiene como objetivo evitar que las familias sean golpeadas con una factura de impuestos sorpresa en un momento difícil para muchos.

En 2020 alrededor de 40 millones de estadounidenses cobraron las prestaciones del seguro de desempleo, según una investigación realizada por The Century Foundation.

Las prestaciones, incluidos los $600 dólares semanales adicionales de la Compensación Federal por Desempleo por Pandemia y los $300 dólares semanales adicionales a través del programa de Asistencia por Salario Perdido, se consideran ingresos que pagan impuestos. Si recibiste los beneficios por desempleo en 2020 y este año puedes optar porque se te retenga el 10% de las prestaciones para cubrir los impuestos federales, pero menos del 40% de los beneficiarios parecen haberlo hecho en 2020, según el documento.

El año pasado algunos estados no ofrecieron a los trabajadores que recibieron las prestaciones por desempleo la opción de retener una parte de los ingresos para pagar impuestos.

¿A quiénes ayuda la propuesta?

La condonación parcial de impuestos podrá garantizar que millones de personas que tengan que devolver por correo sus cheques de ayuda al IRS puedan comprar comida, pagar el alquiler y sus facturas.

El proyecto aprobado el fin de semana en el Senado permitirá reducir hasta en $1,020 dólares en obligaciones fiscales, aumentando tu reembolso de impuestos o reduciendo la cantidad que le debes al IRS. Las personas que tengan más de $10,200 dólares en ingresos por desempleo en 2020 seguirán siendo gravados por el resto de las prestaciones que para algunas personas, lo que podría originar una nueva factura en el pago de impuestos dependiendo de la cantidad que generaron durante el 2020.

Relacionado: Por qué los hispanos son el grupo que se siente más golpeado en sus finanzas por la pandemia de coronavirus

Por ejemplo, si tenías unos $20,000 dólares en prestaciones por desempleo en 2020 y esa era tu única fuente de ingresos para el año, tus primeros $10,200 dólares estarían exentos de impuestos. Los $9,800 dólares restantes estarían sujetos a impuestos, pero también estarías sujeto a la deducción estándar de $12,000 dólares y probablemente no deberías ningún impuesto.

Pero si otra persona tuviera la misma cantidad de ingresos por desempleo pero también trabajó durante parte del año, podría acabar pagando algún tipo de impuesto sobre sus beneficios, dependiendo de su nivel de ingresos que obtuvo.

Si recibes un crédito fiscal por hijos tu cantidad de impuestos podría ser modificada. Este cambio beneficiará más a los hogares de clase media.

Relacionado: El IRS está enviando pagos de $3,061 dólares en promedio por devolución de impuestos

A pesar de que la nueva ley de ayuda por coronavirus sea aprobada esta semana, pasarán varias semanas para que el Servicio de Rentas Internas (IRS), el Departamento del Tesoro y los preparadores de impuestos apliquen las nuevas normas.

Esto significa que si tuviste ingresos por desempleo en 2020, es mejor que esperes a presentar tu declaración de impuestos y en caso de que ya presentaste tu declaración tendrás que enviar una declaración enmendada, pero deberás esperar hasta que el proyecto de estímulo se convierta en ley.

Te podrá interesar: