Los demócratas bajan a $300 dólares el extra al seguro de desempleo en el paquete de estímulo de Biden

El acuerdo también perdonaría el impuesto federal sobre la renta de los primeros $10,200 dólares de las prestaciones por desempleo de 2020. Algunos estados están eliminando los impuestos de los beneficios por desempleo local

Los demócratas bajan a $300 dólares el extra al seguro de desempleo en el paquete de estímulo de Biden
La nueva propuesta permitiría extender los beneficios extra de desempleo hasta septiembre.
Foto: OLIVIER DOULIERY / AFP / Getty Images

Los demócratas en el Senado acordaron este viernes reducir las prestaciones federales complementarias por desempleo para el próximo proyecto de ley de estímulo de $400 a $300 dólares semanales.

La versión aprobada la semana pasada por la Cámara de Representantes habría autorizado prestaciones federales de desempleo suplementarias de $400 dólares semanales que serían distribuidas hasta agosto.

A pesar de que la economía estadounidense se recuperó en febrero en donde se sumaron más de 379,000 puestos de trabajo, aún existen cerca de 9.5 millones de puestos de trabajo menos que hace un año, de acuerdo a cifras del Departamento del Trabajo dadas a conocer este viernes.

Las modificaciones

El cambio que los demócratas acordaron este viernes reduciría el suplemento semanal a $300 dólares, pero extendería los beneficios por desempleo un mes más, esta ocasión hasta septiembre.

Durante la ley aprobada en diciembre de 2020 cerca de 11 millones de personas recibieron los beneficios extra de desempleo de $300 dólares semanales.

El año pasado varios estados registraron atrasos en los pagos debido a que la Agencia Federal de Emergencias (FEMA) fue la encargada de liberar los recursos después de que el expresidente Donald Trump emitió una acción ejecutiva. En caso de que FEMA sea nuevamente la encargada de la administración de los fondos, los estados tendrían que esperar a ser autorizados por la agencia para comenzar con la entrega de los beneficios extra por desempleo una vez que el proyecto de ley sea firmado por el presidente Biden.

La propuesta que se discute en el Senado también perdonaría el impuesto federal sobre la renta de los primeros $10,200 dólares de las prestaciones por desempleo de 2020, que es una propuesta que los demócratas ya habían presentado.

Jen Psaki, la secretaria de prensa de la Casa Blanca, escribió en su cuenta de Twitter que la administración Biden respalda el compromiso y dijo que un mes más de beneficios así como la condonación de impuestos significan que la enmienda proporcionaría un alivio mayor a las personas que están desempleadas en comparación con la propuesta anterior.

Estados como Arkansas, Delaware y Maryland han promulgado políticas que absuelven las prestaciones de desempleo de los impuestos sobre la renta estatal.

Relacionado: El 70% de los estadounidenses apoyan el cheque de estímulo: en qué estados la medida es más popular

¿Cuál es la razón de disminuir los beneficios del desempleo?

Los cambios que los demócratas han modificado de la propuesta de ley incluye una disminución en el umbral máximo de ingresos de una persona o pareja para poder recibir el tercer cheque de estímulo. Esta acción de reducir los requisitos de elegibilidad permitiría que menos personas con ingresos medios puedan obtener el cheque de $1,400 dólares que en el caso del senador demócrata, Joe Manchin, que había criticado que el pago directo estaba mal dirigido a los estadounidenses que realmente necesitan la ayuda por coronavirus.

A pesar que algunos demócratas están deacuerdo en incluir un bono extra de $400 dólares semanales por desempleo, los senadores buscan asegurar la aprobación de la ley para que las personas sin empleo puedan pagar el alquiler, comprar alimentos y pagar algunas facturas.

Con la reducción de $100 dólares en los beneficios extra por desempleo los demócratas buscan satisfacer a los miembros más moderados de su bancada  y asegurar la votación a pesar de que las reglas de la herramienta de reconciliación presupuestaria permite avanzar con el proyecto de estímulo provocaría que sea aprobado solo con una mayoría simple.

De esta manera los demócratas se ven presionados para aprobar el proyecto ya que cuentan con 50 escaños en la Cámara Alta, más el voto de la vicepresidenta Kamala Harris y no quieren arriesgarse a perder ni uno solo voto durante las próximas horas.

Te podrá interesar: