Biden retoma la ruta ambiental de Estados Unidos y busca reducir 52% los gases de efecto invernadero

El presidente lidera la Cumbre de Líderes sobre el Clima, donde dio a conocer su proyecto multianual de emisiones hacia 2030

Biden retoma la ruta ambiental de Estados Unidos y busca reducir 52% los gases de efecto invernadero
El presidente Biden anunció sus planes en el encuentro con líderes mundiales.
Foto: Al Drago-Pool / Getty Images

El gobierno del presidente Joe Biden retoma la ruta en asuntos climáticos de los Estados Unidos y buscará reducir hasta 52% los gases de efecto invernadero en el país, en un plan proyectado a 2030.

El anuncio del mandatario, realizado durante la Cumbre de Líderes sobre el Clima que el demócrata lidera, pretende reimpulsar también la economía y a los trabajadores estadounidenses con su proyecto.

“(Su plan) es parte del enfoque del presidente en reconstruir mejor de una manera que creará millones de empleos sindicalizados bien remunerados, garantizar la competitividad económica, promover la justicia ambiental y mejorar la salud y la seguridad de las comunidades”, adelantó su gobierno.

El esfuerzo ambiental del mandatario, quien durante campaña dijo que él tenía su propio plan ante cuestionamientos de sumarse al Green New Deal de los demócratas más liberales, comenzó con la reintegración del país al Acuerdo de París, luego de que el expresidente Donald Trump sacara a EE.UU. de esa estrategia mundial. El presidente Biden apoya que el mundo alcance emisiones cero en 2050.

A través de su Grupo de Trabajo Nacional sobre el Clima, la Administración Biden estableció el nuevo objetivo de emisiones para 2030, conocido como la “contribución determinada a nivel nacional” o “NDC”, se informó.

“El cambio climático representa una amenaza existencial, pero responder a esta amenaza ofrece una oportunidad para apoyar empleos sindicalizados bien remunerados, fortalecer las comunidades de trabajo de Estados Unidos, proteger la salud pública y promover la justicia ambiental”, indica el Gobierno.

El Gobierno empata sus esfuerzos ambientales con su plan de infraestructura y la creación de empleos bien remunerados, que ayudarán a recuperar la economía de EE.UU. tras la pandemia de COVID-19.

“La creación de empleos y la lucha contra el cambio climático van de la mano: empoderar a los EE.UU.”, se apuntó. “Para construir una infraestructura más resistente, ampliar el acceso a aire limpio y agua potable, estimular las innovaciones tecnológicas estadounidenses y crear empleos sindicales bien remunerados”.

Líderes adelantaron que el proyecto de infraestructura del presidente busca cumplir con esas promesas, al tiempo que dará acceso a miles de trabajos en más de 100 oficios y profesionas a comunidades vulnerables, incluidos los latinos.

La Administración Biden busca integrar a todos lo niveles de gobierno y líderes comunitarios para lograr su objetivo: alcaldes, ejecutivos del condado, gobernadores, líderes tribales, empresas, grupos religiosos, instituciones culturales, organizaciones de atención médica einversores.

En su intervención en la cumbre, el presidente Biden invitó a todos los líderes a empujar proyectos conjuntos.

“Hacer frente al cambio climático juntos es más que lo correcto”, considerpo. “Hacer frente a este desafío requerirá movilizar financiamiento a una escala sin precedentes”.

Por ello reconoció la importancia de la iniciativa privada, la cual abonaría en la creación de empleos.

“El sector privado ya lo está reconociendo”, indicó al mencionar cambios en Wall Street. “Saben que el cambio climático es más que una amenaza. También presenta una de las mayores oportunidades de creación de empleo de la historia”.

Aunque reconoció que si los empresarios no quieren invertir lo suficiente, los gobiernos tienen la obligación de hacerlo.

“Pretendemos triplicar nuestro financiamiento público para la aplicación climática en los países en desarrollo para el 2024”, aseguró. “Reconociendo los dividendos que paga en la reducción de costos de desastres y se evitan conflictos”.

Cómo puede hacerlo

La Administración Biden tiene claro cómo establecerá las bases y avanzará en su objetivo:

>> Invertir en infraestructura e innovación

>> Impulsar una recuperación económica que genere empleo, al expandir las cadenas de suministro y reforzar la fabricación.

>> Enfocar esfuerzos para conseguir agua más limpia, sobre en todo en comunidades vulnerables.

>> El impulso de nuevas tecnologías de producción nacional, como baterías de vehículos eléctricos de exportación.