Un alto consumo de azúcar en la adolescencia puede aumentar el riesgo de tumores colorrectales

Investigadores de Harvard revelan que consumir grandes cantidades de azúcar desde la infancia y la adolescencia puede aumentar el riesgo de desarrollar tumores precursores del cáncer colorrectal

Las bebidas azucaradas son la mayor fuente de azúcares añadidos en la dieta estadounidense.
Las bebidas azucaradas son la mayor fuente de azúcares añadidos en la dieta estadounidense.
Foto: Breakingpic / Pexels

Limitar el consumo de azúcares añadidos desde la infancia y la adolescencia podría ayudar a reducir el riesgo de sufrir cáncer de colon en la adultez.

Una nueva investigación dirigida por investigadores de Escuela de Salud Pública de Harvard revela que el alto consumo de alimentos y bebidas con azúcar añadido durante la adolescencia puede aumentar el riesgo de precursores de cáncer colorrectal.

El estudio señala que las personas que consumen grandes cantidades de azúcares simples y bebidas endulzadas con azúcar en la adolescencia pueden tener un mayor riesgo de desarrollar adenomas colorrectales que las personas que consumen cantidades menores. Los adenomas colorrectales son tumores benignos que pueden ser precursores del cáncer.

En el estudio publicado en marzo de 2021 en la revista Gastroenterology se analizaron los datos de 33,106 participantes del Nurses ‘Health Study II que proporcionaron información dietética de adolescentes en 1998 y posteriormente se sometieron a una endoscopia gastrointestinal inferior entre 1999 y 2015.

La evidencia sobre el consumo de azúcar y un mayor riesgo de cáncer de colon aun es limitada. Hasta ahora, tanto la Sociedad Americana contra el Cáncer como el Instituto Nacional del Cáncer no mencionan al azúcar como uno de los alimentos que aumentan el riesgo de cáncer de colon.

Algunos expertos creen que el azúcar en sí mismo puede provocar cáncer. Uno de ellos es el investigador Lewis Cantley, director del Meyer Cancer Center en Weill Cornell Medicine en Nueva York. Uno de sus estudios publicado en la edición impresa de Science, muestra cómo el jarabe de maíz con alto contenido de fructosa estimula el crecimiento de tumores de colon en ratones.

El azúcar, la obesidad y el cáncer

donas-azúcar
Foto: Cottonbro/Pexels

Los azúcares añadidos (que se agregan durante su preparación o en la mesa) podrían favorecer a un factor que sí aumenta el riesgo de cáncer. El azúcar añadido aporta cero nutrientes pero muchas calorías añadidas que pueden provocar kilos de más o incluso obesidad.

El sobrepeso o la obesidad aumentan el riesgo de cáncer de colon y de recto tanto en los hombres como en las mujeres. La Sociedad Americana contra el Cáncer afirma que si se tiene sobrepeso u obesidad, el riesgo de desarrollar y morir de cáncer colorrectal es mayor.

Si bien aun se requiere de una mayor investigación sobre el alto consumo de azúcar y el aumento de riesgo de cáncer de colon,  limitar la ingesta puede procurar la buena salud en general. El alto consumo de azúcar está relacionado con un mayor riesgo de hipertensión arterial, colesterol alto, diabetes e inflamación en el cuerpo, puede aumentar el riesgo de enfermedad cardíaca.

Carne procesada

La carne procesada es uno de los alimentos de los cuales hay evidencia suficiente que señala aumenta el riesgo de cáncer colorrectal. La Organización Mundial de la Salud considera este tipo de carne como carcinógena para los humanos.

La OMS expuso en 2015 que cada porción de 50 gramos de carne procesada que se consume al día aumenta el riesgo de cáncer colorrectal en un 18%. El riesgo aumenta con la cantidad de carne consumida.

Te puede interesar: