Alopecia y caída de cabello: los 5 mejores suplementos vitamínicos para frenarlas

La calidad de la dieta juega un papel fundamental en el control de la alopecia y caída del cabello. Se ha comprobado que seguir una alimentación equilibrada basada en el consumo de las 13 vitaminas esenciales es clave para detener la caída del cabello y promover su fortaleza

Alopecia y caída de cabello: los 5 mejores suplementos vitamínicos para frenarlas
De manera particular se ha demostrado que una óptima ingesta de vitamina A, C, E, D y el grupo del complejo B, son buenos aliados en la prevención y el control de la alopecia.
Foto: Pixabay

En los últimos meses muchas personas en todo el mundo se han demostrado preocupadas por una condición bastante común, que suele afectar el autoestima y estado emocional: la alopecia y caída del cabello. Si bien suele ir de leve a moderada, temporal o permanente y puede afectar solo el área del cuero cabelludo o todo el cuerpo. Las causas suelen variar en cada persona, sin embargo se relaciona con herencia, ciertos cambios hormonales, afecciones médicas específicas o como parte del proceso normal del envejecimiento. Lo cierto es que cada día sin más las personas que buscan alternativas naturales y no invasivas de tratamiento, además cabe mencionar que la nutrición juega un papel fundamental en la salud del cabello. De hecho los expertos coinciden en que la mayoría de las personas suelen pasar por alto uno de los factores más importantes en la prevención y tratamiento de la alopecia: la calidad de la dieta.

Con base en lo anterior se ha comprobado que llevar una dieta balanceada en la cual se incluya el consumo de las 13 vitaminas esenciales puede ayudar a mantener en buen estado la salud del cabello. Además se cuenta con referencias en las cuales se avala que ciertas deficiencias vitamínicas específicas son consideradas como una de las principales causas de la caída del cabello. A continuación te presentamos los 5 nutrientes esenciales, avalados por la ciencia que serán un gran aliado nutricional favorecer el crecimiento del cabello y detener su caída.

1. Vitamina D

De modo general podemos decir que una persona puede mantener una buena salud del cabello con el simple hecho de seguir una dieta equilibrada, sin embargo no siempre es tan sencillo. Si bien la suplementación con vitamina D no tiene un vínculo directo con el crecimiento de cabello como tal, tener una deficiencia sí. Según un trabajo de investigación del año 2019, se encontró evidencia que sugiere un vínculo entre la deficiencia de vitamina D y la alopecia areata, condición que en algunos casos implica una pérdida de cabello severa. Cabe mencionar que numerosos estudios en los que se basó dicha revisión, encontraron niveles bajos de vitamina D en personas con alopecia areata. Sucede que la alopecia es una enfermedad autoinmune, es bien sabido que la vitamina D se relaciona directamente con la salud del sistema inmunológico. Complementario a ello los expertos recomiendan la ingesta de suplementos de vitamina D, en conjunto con fuentes alimenticias que la contengan como es el caso de: pescados grasos como el salmón y atún, yema de huevo, hongos, jugo de naranja y leche fortificada. 

Vitamina D
Vitamina D./Foto: Shutterstock

2. Vitaminas del complejo B

Es bien sabido que las vitaminas del complejo B, son esenciales para numerosas e importantes funciones como sucede con el metabolismo y el sistema nervioso central. Lo cierto es que durante años una de las mejores recomendaciones de belleza, es el consumo de vitaminas B como el caso específico de la B12, que puede ayudar a fortalecer y acondicionar el cabello. De hecho se cuenta con diversos trabajos de investigación que han comprobado el vínculo entre las vitaminas del complejo B y la caída del cabello: B1 o tiamina, B2 o riboflavina, B3 o niacina, B5 o ácido pantoténico, B6 o piridoxina, B7 o biotina, B9 o folato, B12 o cobalamina. Si bien la mejor recomendación es consumirlas a través de la dieta con la ingesta de cereales integrales, verduras, incluidos los vegetales de hoja verde, carne, como hígado de res y aves, pescado, huevos enteros, frijoles y legumbres, nueces
y aguacates. Las vitaminas B son solubles en agua, lo que significa que el cuerpo no puede almacenarlas y es por ello que se recomienda el consumo de un suplemento de complejo B para satisfacer las necesidades totales. Se cuenta con diversos estudios en los que se ha comprobado que la deficiencia de alguna de las vitaminas del complejo B, como sucede con la B12 y B7 o biotina, es considerada una de las posibles causas de la pérdida de cabello.

vitamina b12
Vitamina B12./Foto: Shutterstock

3. Vitamina E

La vitamina E, es otra de las más importantes en la salud del cabello. De hecho se cuenta con algunos trabajos de investigación relevantes sobre la vitamina E y el tocotrienol, lo más importante que hay que mencionar es que la vitamina E es un nutriente que actúa como un poderoso antioxidante en el cuerpo. Según un estudio de 2013, encontró que las personas con alopecia areata tenían concentraciones significativamente más bajas de vitamina E en la sangre, que las que no tenían la afección. También según los resultados de un estudio clínico, el uso de suplementos de tocotrienol mejora la salud del cabello en personas con alopecia. Además se comprobó que estos suplementos también ayudaron a prevenir la caída del cabello. Complementario a ello se aconseja apostar por el consumo de alimentos ricos en vitamina E, como las espinacas, pescado, almendras, germen de trigo, semillas de girasol y brócoli.

Vitamina E. /Foto: Shutterstock

4. Vitamina C

La vitamina C es uno de los más poderosos antioxidantes y se relaciona con múltiples e importantes funciones del organismo. Es fundamental para gozar de un sistema inmunológico fuerte y sano, y prevenir enfermedades, de hecho una de las principales consecuencias de la deficiencia de vitamina C es la debilidad capilar. Además, la vitamina C se caracteriza por niveles de antioxidantes increíblemente altos, que son de gran ayuda para prevenir la acción de los radicales libres, los cuales pueden asociarse con caída de cabello severa. Por lo tanto gozar de buenos niveles es una buena adición para mantener la salud del cabello y se sabe que ayuda en la prevención de la alopecia. Lo mejor de todo es que la vitamina C se encuentra de forma generosa en deliciosos alimentos como las naranjas, toronjas, limones, limas, mandarinas, pimientos rojos, verduras de hoja verde, kiwi, piña y fresas.

vitamina C
Vitamina C./Foto: Shutterstock

5. Vitamina A

También conocida como retinol, la vitamina A contribuye a la salud del cabello. Apoya la secreción de sebo, que es una sustancia que previene la rotura del cabello y su debilidad. Si bien existen magníficas alternativas de suplementos de vitamina A en línea y tiendas naturistas, también tenemos la fortuna de tener a la mano maravillosos alimentos que serán un gran complemento. Apuesta por el consumo de aceite de hígado de bacalao, huevos, cereales de desayuno fortificados, leche descremada fortificada, frutas de color naranja y amarillo, y otras fuentes de betacaroteno como el brócoli, la espinaca y la mayoría de las hortalizas de hoja verde.

Ensalada
Ensalada de espinaca. /Foto: Pixabay

Te puede interesar: