Rafael Araneda rompe el silencio y habla sobre la salida de Ana Patricia Gámez de Enamorándonos USA

El famoso conductor dice que extrañará la convivencia del día a día, la intimidad ganada por la confiaza y aquellos momentos en los que las risas hacían que la mexicana tuviese que ir al baño. Confiesa que se siente viudo sin ella

En Enamorándonos USA, Rafael Araneda junto a Ana Patricia Gámez.
En Enamorándonos USA, Rafael Araneda junto a Ana Patricia Gámez.
Foto: Mezcalent

Rafael Araneda se siente “viudo” tras la salida de Ana Patricia de “Enamorándonos” (Unimás), y confiesa qué es lo que más va a extrañar de su compañera ahora que regrese el show en agosto y ella ya no esté.

“Me quedé ‘viudo’ hace tiempo. Yo me quedé ‘viudo’ de mi mujer televisiva en ‘Enamorándonos’ desde el momento en que ella (Ana Patricia) tomó una decisión y lo comunicamos hace un par de meses. Y evidentemente yo ya tengo una nueva, no es ‘señora’, pues sería muy rápido, pero una ‘novia’ televisiva“, dice el presentador refiriéndose a Karina Banda.

El famoso conductor de origen chileno asegura que de Ana Patricia Gámez extrañará el día a día. “Toparme en el estacionamiento, entrar, la broma, esto… ¿la voy a extrañar de ella? Claro que sí. La intimidad a la hora de compartir tristezas, alegrías, esas manifestaciones físicas de ella, de tener que ir al baño de la risa, yo me quedo con esas”.

Agregó: “Incluso dentro del programa, porque yo soy un bruto, yo tapo los micrófonos y cuando no tengo la cámara encima le digo cosas a ella que nadie en su vida se las va a decir o se las va a volver a decir; yo se las digo y cubro los micrófonos, y se queda y después le tiran la cámara y (risas), y no puede hablar y ese tipo de situaciones le pasaron muchas veces, eso se llama complicidad“.

De todas formas, Rafa sabe que el show tiene que continuar. “Regresamos en agosto y el programa va a mantener, evidentemente, lo que le da su éxito: la alegría, el entusiasmo, la música, cruzada por historias de amor”.


Hoy Día de Telemundo expone la llegada de un nuevo amor a la vida de Adamari López