Aprueban el presupuesto más grande en la historia de NYC para la recuperación tras pandemia del COVID-19

La Alcaldía y el Concejo Municipal logran un acuerdo que permitirá gastar casi $99 mil millones de dólares en el Año Fiscal 2022

Activistas, y familiares de muertos a manos de policías, protestaron en las afueras del Concejo Municipal para exigir que hicieran más recortes al presupuesto del NYPD.
Activistas, y familiares de muertos a manos de policías, protestaron en las afueras del Concejo Municipal para exigir que hicieran más recortes al presupuesto del NYPD.
Foto: AFP / Getty Images

Debido a la pandemia del coronavirus la Gran Manzana ha pasado por una de las crisis económicas más fuertes de su historia, y para hacer frente a esa devastadora realidad, se necesita una respuesta también histórica: el presupuesto más grande nunca antes acordado entre la Alcaldía y el Concejo Municipal por $98.7 mil millones de dólares, para el próximo Año Fiscal 2022.

En un evento que parecía dejar claro que la crisis de salud pública del COVID-19 ya es cosa del pasado, porque se vieron muchos apretones de mano y abrazos sin máscaras, este miércoles el alcalde Bill de Blasio y el presidente del Concejo Municipal Corey Johnson anunciaron el acuerdo para adoptar el Presupuesto de Recuperación de la Ciudad, el cual incluso restablece algunos de los fondos que fueron recortados en varios programas el año pasado, y que además crea algunos nuevos gracias al contar ahora con el multimillonario estímulo financiero federal de $14.2 mil millones de dólares.

“El Presupuesto de Recuperación es una inversión radical en las familias trabajadoras. Impulsará el crecimiento económico en todos los vecindarios, todo mientras se construye sobre fuertes reservas e invierte fondos de estímulo de manera agresiva para dejar atrás la pandemia, de una vez por todas”, dijo De Blasio.

El mandatario enfatizó: “Este presupuesto es una inversión histórica en la ciudad de Nueva York y es exactamente la forma en que lograremos una recuperación para todos nosotros”.

El presupuesto, que se acordó el mismo día en que vencía el plazo oficial para su aprobación este 30 de junio, y que entrará en vigor al comienzo del nuevo año fiscal este 1 de julio, se negoció con un enfoque en la reconstrucción, recuperación y reinvención de la ciudad de una manera más justa y equitativa, se especificó.

Pero a pesar de este histórico acuerdo, fuentes de la Alcaldía aclararon que la Ciudad todavía sigue enfrentando un déficit presupuestario de más de $4 mil millones de dólares, algo que le tocará enfrentar al próximo Acalde que sea electo en noviembre.

“Lo que creo que va a pasar en el futuro, es que los ingresos para la Ciudad seguirán creciendo de manera fuerte a la vez que la economía sigue creciendo a un ritmo acelerado como se está viendo ahora”, dijo De Blasio, agregando que esos “déficit son manejables, y se ha realizado un gran trabajo para asegurarnos que en el corto plazo esas pérdidas de fondos no sean muy grandes”.

Los miembros del Concejo aseguraron que ahora se podrán cumplir cinco objetivos principales: terminar la lucha contra COVID-19, construir sobre reservas sólidas, impulsar el crecimiento económico en cada vecindario, brindar una recuperación académica y emocional para cada estudiante y mantener seguras a todas las comunidades.

“Nadie podría haber predicho los desafíos que esta ciudad ha enfrentado desde nuestra última declaración en persona hace 16 meses, ni el progreso que hemos logrado para superar la pandemia y reabrir. Este presupuesto está enfocado en reconstruir, recuperar y reinventar a nuestra Ciudad de una manera más justa y equitativa. Una vez más, este Consejo negoció un presupuesto fiscalmente responsable que ayuda a todos los neoyorquinos ahora y en el futuro”, dijo el Johnson.

“Ese fue nuestro compromiso hace tres años y medio cuando me convertí en presidente y estoy orgulloso del trabajo de este cuerpo legislativo para aprobar presupuestos equilibrados y puntuales todos los años en los buenos y malos tiempos”, agregó el político, quien actualmente compite por el cargo de Contralor.

Más fondos para la Policía

Entre los fondos que fueron restituidos, tras haber sido recortados cuando se aprobó el presupuesto anterior en medio de lo peor de la pandemias, se cuenta con dinero para el programa del Departamento de Sanidad de colocación de botes de basura. Pero también se incluyen fondos nuevos nuevo para el programa de 3-K Universal del Alcalde, así como se aumenta el presupuesto del Departamento de Policía de la Ciudad de Nueva York (NYPD) a $5.4 mil millones de dólares, ya que agregan $200 millones adicionales para el pago de horas extras. En el 2020 el total para la Uniformada fueron $5.2 mil millones.

Y ese aumento para el NYPD de inmediato provocó críticas. “Es vergonzoso que después de los trucos presupuestarios del año pasado, y las mentiras de que el presupuesto del NYPD se reduciría en $1 mil millones, el alcalde De Blasio, el presidente Johnson y el Concejo Municipal volvieron a aprobar un presupuesto que aumenta los fondos para la Policía en vez de redirigirlos a estrategias de seguridad no policiales”, dijo Anthonine Pierre, portavoz de la organización ‘Communities United for Police Reform’.

Pero no todo será gastar y gastar, ya que también se acordó reservar $1,000 millones para el fondo de emergencia de la Ciudad, que se creó el año pasado en caso de registrarse otra crisis económica. Esos ahorros para poder responder a una eventualidad ahora sumarán $5.1 mil millones de dólares.

Este es el último presupuesto para De Blasio y Johnson, y ambos líderes estuvieron juntos para hacer el anuncio en el edificio de ‘City Hall’ donde funciona la Alcaldía y el Concejo Municipal, en el cual se permitió que retornaran las personas a su interior por primera vez desde el inicio de la pandemia.

Presupuesto para el 2022 en cifras:

  • $98.7 mil millones es el total.
  • $8 mil millones se han gastado hasta ahora en el lucha contra el COVID-19, y ese monto seguirá aumentando para terminar esa batalla.
  • $500 millones para nuevas inversiones en educación, vivienda y calidad de vida.
  • $426 millones para restaurar programas a niveles prepandémicos, y también lanzar nuevas iniciativas y aumentar el apoyo a programas clave como alternativas al encarcelamiento, vivienda, prevención de ejecuciones hipotecarias, servicios para personas mayores, desarrollo comunitario y ayuda para pequeñas empresas.
  • $607 millones para el ‘Financiamiento Justo para Estudiantes’, y así cada escuela pública reciba el 100% de su asignación de fondos que le corresponde.
  • $4 mil millones en ahorros se lograron con este presupuesto en comparación con el 2021.
  • $1 mil millones para el fondo de ahorros de emergencia en casos de una eventualidad financiera.