VIDEOS: Niño de 13 años falleció en su habitación tras ser alcanzado por una bala

El joven se encontraba sentado en una habitación jugando con su iPad cuando iniciaron los disparos fuera de su casa en Washington Square, Tuscaloosa alrededor de las 6:20 PM

Cinta policial amarilla cuelga al otro lado de la calle de una casa en 2005. / Referencial
Cinta policial amarilla cuelga al otro lado de la calle de una casa en 2005. / Referencial
Foto: Larry W. Smith / Getty Images

Este viernes 15 de octubre en horas de la noche fue asesinado a tiros un niño de 13 años de edad dentro de su casa en Alabama, cuando las balas alcanzaron golpearlo en la cabeza.

Según reportó la policia del estado, el joven se encontraba sentado en una habitación jugando con su iPad cuando iniciaron los disparos fuera de su casa en Washington Square, Tuscaloosa alrededor de las 6:20 PM.

Según lo reseñado por portales locales, los agentes de seguridad encontraron al niño con una herida de bala en la cabeza. El menor no ha sido identificado.

“Es un asesinato sin sentido. Lo vemos todo el tiempo donde se dispara a adultos y es terrible. Cuando es un niño, se lleva a otro nivel”, dijo el jefe de policía de Tuscaloosa, Brent Blankley.

Los padres del infante tuvieron que pararse al otro lado de la calle mientras la ambulancia se alejaba después de darse cuenta de que no podían hacer nada para salvarle la vida, dijeron las autoridades.

Los agentes policiales hacen un llamado a la población a dar cualquier tipo de información que pueda servir de ayuda para dar con los responsables de este atroz hecho.

Blankley detalló que los investigadores de la Unidad de Delitos Violentos se encuentra trabajando para localizar a las personas involucradas en el caso.

TAMBIÉN LE PUEDE INTERESAR:

Adolescente de 16 años muere baleado en el Bajo Manhattan; homicidios de menores de edad se han duplicado este año

“Son niños tratando de matarse unos a otros”: madre latina del menor baleado por ’Chulo’ en cancha de baloncesto de Nueva York

Matan a taxista mexicano al terminar de trabajar; 2do caso en Nueva York en pocas semanas