Starbucks saldrá definitivamente de Rusia luego de 15 años

En el conflicto entre Rusia y Ucrania ayer se dio a conocer que Starbucks dejará de servir café a los rusos luego de casi 15 años; la compañía tiene 130 tiendas y genera empleos para unas 2,000 personas

Starbucks cuenta con 130 cafeterías en Rusia.
Starbucks cuenta con 130 cafeterías en Rusia.
Foto: Shutterstock

La invasión de los rusos a Ucrania llegó a su tercer mes y sigue acumulando represalias de Occidente. Y en el último reporte de empresas que dejan el país gobernado por Vladimir Putin, Reuters dio a conocer que Starbucks abandonará el mercado ruso luego de casi 15 años de operación en ese país.

Al igual que McDonald’s, la cadena de café está tomando medidas para marcar el final de su presencia en Rusia, como lo han hecho varias de las principales marcas globales, en represalia a su invasión bélica contra Ucrania.

La empresa de cafeterías estadounidense con sede en Seattle, cuenta 130 tiendas en Rusia, operadas por su licenciatario Alshaya Group, y genera alrededor de 2,000 empleos en ese país.

Starbucks ya había cerrado sus tiendas y suspendió toda actividad comercial en Rusia en marzo, incluido el envío de sus productos al país.

En ese momento el director ejecutivo, Kevin Johnson, dio a conocer la postura de la compañía: “Condenamos los horribles ataques de Rusia contra Ucrania y nuestros corazones están con todos los afectados”.

La empresa de servicio de café y refrigerios abrió su primer punto de venta en Rusia en 2007. Starbucks no proporcionó detalles sobre el impacto financiero de su salida, pero dejó claro que seguirá apoyando a sus empleados allí, incluso pagándoles durante seis meses.

La decisión de Starbucks de cerrar su operación en Rusia se suma a la de importantes empresas globales. McDonald’s dijo la semana pasada que estaba vendiendo sus restaurantes en Rusia a su licenciatario local Alexander Govor para cambiar su marca con un nuevo nombre. La francesa Renault está vendiendo su participación mayoritaria al fabricante de automóviles más grande de Rusia.

Otras empresas occidentales, incluidas Imperial Brands y Shell también están terminando relaciones comerciales con los rusos al acordar vender sus activos en el país o entregándolos a gerentes locales.

También te puede interesar:
Starbucks y Coca-Cola dejarán de vender en Rusia
Starbucks volverá a aumentar los salarios… pero no para los trabajadores sindicalizados
Starbucks quiere convertir sus sucursales en centros de carga para vehículos eléctricos