Rechazan plan para financiar el gobierno

Washington/EFE El Senado de EE.UU., bajo control demócrata, rechazó ayer una medida republicana para financiar las operaciones de la Administración hasta el próximo 18 de noviembre, lo que acerca la posibilidad de un cierre parcial del Gobierno federal.

Con una votación de 59-36, los senadores bloquearon una medida republicana aprobada esta madrugada en la Cámara de Representantes que financiaría las operaciones del Gobierno federal más allá del fin del año fiscal actual, que expira el 30 de septiembre.

La Cámara baja, controlada por los republicanos, aprobó la medida con una votación de 219 a favor y 203 en contra.

La base de la disputa entre los dos partidos es el presupuesto para la Agencia Federal para la Gestión de Emergencias (FEMA, en inglés) que, sin la intervención del Congreso, se quedaría sin fondos la semana próxima.

Los republicanos, presionados por el movimiento conservador “Tea Party”, insisten en realizar recortes a programas sociales, mientras que los demócratas exigen fondos para ayudar a los damnificados por los recientes desastres naturales.

La medida de la Cámara baja aporta fondos al Gobierno hasta el próximo 18 de noviembre, e incluye alrededor de 3.500 millones para emergencias.

Pero los demócratas consideran que esa cifra es insuficiente. Además se quejan de un recorte de 1.500 millones de dólares de un programa para la fabricación de vehículos más eficientes en el consumo de combustible y que, a su juicio, ayuda a crear empleos.

El jefe de la mayoría demócrata en el Senado, Harry Reid, ya había indicado anoche que la cámara alta rechazaría la medida republicana.

En declaraciones a Efe, el portavoz de Reid, José Parra, explicó que el Senado ya había aprobado la semana pasada, con el apoyo de diez republicanos, una medida con los fondos de FEMA, y resulta inconcebible que ahora la Cámara baja utilice el asunto como arma arrojadiza.

“En vez de aprobar ese proyecto de ley, la Cámara baja violó el trato que hicimos en el verano para cubrir los otros gastos del Gobierno- recortaron los fondos de FEMA y, para complacer al Tea Party, incluyeron en este paquete de fondos generales esos recortes, cuando las víctimas más los necesitan”, dijo Parra.