Irán anuncia el derribo de un avión espía de EEUU

Teherán/EFE – Irán anunció ayer el derribo de un avión estadounidense de reconocimiento no tripulado en la zona oriental del país, informó la agencia local Fars, vinculada al Cuerpo de Guardianes de la Revolución.

Según la agencia, el aparato era del modelo RQ170, había violado el espacio aéreo iraní y, tras su derribo, quedó en manos de las Fuerzas Armadas de Irán, que no es la primera vez que hacen este tipo de anuncios, ya que en enero de este año aseguraron haber derribado dos aviones no tripulados de EEUU en el golfo Pérsico.

Los aviones no tripulados RQ179 “Sentinel” de la Fuerza Aérea de EEUU están destacados en Afganistán, país con el que tiene frontera Irán y uno de en los que Washington ha utilizado más estos aparatos en operaciones de vigilancia y ataque, junto con Pakistán, Irak y Somalia.

Irán está en medio de una tormenta política tras la publicación, el pasado 8 de octubre, de un informe del Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA) en el que se apuntan sospechas de que el programa nuclear iraní tiene una vertiente militar, lo que Teherán niega tajantemente y asegura que es exclusivamente civil y pacífico.

Personalidades israelíes y de EEUU han apuntado la posibilidad de un ataque militar a Irán para detener su programa nuclear, a lo que los iraníes han respondido que su respuesta será “aplastante” y que podrían atacar todo tipo de objetivos de los países que puedan participar en el ataque en el lugar que decidan.

MANAMA/AP – Un bote con material explosivo estalló ayer frente a un minibús cerca de la embajada británica en la capital de Bahréin, dijo el ministerio del Interior. No hubo lesionados ni daños graves.

Se desconocía de inmediato si la explosión cerca de la embajada fue intencional, pero ocurrió menos de una semana después de que una turba invadiera la embajada británica en la capital de Irán, así como un recinto residencial para personal diplomático.

Debido al incidente en Teherán, Gran Bretaña retiró a sus diplomáticos de Irán y expulsó a los diplomáticos iraníes de Londres.

En cuanto al explosivo del domingo en Bahréin, el portavoz del Ministerio del Interior Salá Salem describió el material como “altamente explosivo” y dijo que se harían más análisis.

Las autoridades no facilitaron detalles sobre los posibles sospechosos, aunque se intensifico la seguridad en Bahréin debido a las ceremonias religiosas musulmanes chiíes que tienen lugar cada año.

Los chiíes, que son mayoría en Bahréin, comenzaron en febrero un alzamiento en demanda de que los gobernantes suníes les concedan más derechos en el reino.

Al parecer, algunos manifestantes suníes han abucheado y lanzado piedras en los últimos días contra procesiones religiosas chiíes.

Salem dijo que la explosión, en un estacionamiento público, arrancó uno de los neumáticos al minibús y le quebró los cristales de las ventanas a unos 45 metros (50 yardas) de la embajada británica en Manama, la capital.