Linares buscaría de nuevo el Senado estatal

Mis fuentes me dijeron que después que se le pasó el resquemor por haber perdido ante el senador Adriano Espaillat, el asambleísta Guillermo Linares estaba considerando seriamente postularse contra el concejal Ydanis Rodríguez.

Resulta que después de reunirse con partidarios Linares decidió mantener un perfil bajo durante un tiempo, y dejar que las cosas se calmen, pero tiene planes de lanzarse nuevamente para el Senado estatal en dos años.

El líder de distrito Mark Levine tiene un pequeño problema. Estuve escuchando que Levine, quien era el favorito para reemplazar al concejal Robert Jackson, fue sacado del Distrito 7 bajo los términos propuestos por la comisión de redistribución de distritos. Resulta que, después de todo, Levine no puede postularse para el escaño de Jackson porque es un propietario y no un arrendatario y no quiere mudarse. Llamé a Levine para ver si los rumores eran ciertos, pero no me devolvió la llamada. Levine habría sido probablemente el favorito para recibir el apoyo del nuevo padrino político, el senador estatal Espaillat. Recuerden que Levine era candidato al escaño de Espaillat hasta que éste perdió ante el congresista Rangel. Si Levine se hubiera postulado para el escaño en el Senado sus posibilidades de ganar habrían sido bastante buenas, porque Linares y Espaillat hubieran fragmentado el voto latino creando un camino para Levine, así que me niego a creer que Levine se hizo a un lado sin obtener algo a cambio.

También llamé a líder de distrito Manny De los Santos para ver cuáles son sus planes políticos, ahora que Levine talvez no se postule para el escaño y recordar que él se hizo a un lado para dejar que Gabriela Rosa aspirara para el escaño por el Distrito 72, por lo que puede reclamar que es su turno para obtener el visto bueno, pero tampoco me devolvió la llamada.

Otro rumor que circula en W. Heights es que el fundador de Alianza Dominicana, Moisés Pérez, sigilosamente está explorando la posibilidad de lanzarse contra Ydanis Rodríguez. El problema, según escuché, es que Pérez vive en Nueva Jersey, así que veremos qué pasa.

Se rumora en El Bronx que algunas personas están muy preocupadas por la creciente influencia del senador estatal reverendo Rubén Díaz, y su agenda conservadora. Es un hecho conocido que el reverendo se ha establecido como el jefe indiscutido en partes del Este de El Bronx. Recuerden que el asambleísta Marcos Crespo fue parte de su personal. El sacó al asambleísta Peter Rivera y al líder de distrito Ken Padilla fuera de la arena política, y sustituyó a Rivera con su protegido, el abogado Luis Sepúlveda.

Respaldó a Marcos Gjonaj sobre la asambleísta Naomi Rivera, y puso bajo fuego al senador Gustavo Rivera y aunque el candidato que respaldó, Manny Tavárez, perdió, todavía puso a Rivera sobre aviso.

También tiene un hermano ideológico en el concejal conservador Fernando Cabrera, y pueden apostar su último dólar a que cuando finalice el término de la concejal por East Bronx, Annabel Palma, el reverendo tendrán voz y voto sobre quién la sustituirá.

A esto se añade que tiene a su hijo en Borough Hall, así que si está o no usted de acuerdo con el reverendo, tendría que ser un tonto para no admitir que él está en la mejor situación en estos momentos.