Nadine Velázquez vuela alto

La actriz de origen puertorriqueño Nadine Velázquez cumplió uno de sus sueños profesionales en el filme Flight, en el que representa a una aeromoza
Nadine Velázquez vuela alto
La actriz boricua Nadine Velázquez (izq.) en un momento de la nueva película 'Flight'.
Foto: Paramount Pictures

MIAMI, Florida.— La actriz de origen puertorriqueño Nadine Velázquez cumplió uno de sus sueños profesionales en el filme Flight, protagonizado por Denzel Washington, que se estrenó el viernes en los cines de la nación.

En esta historia de un piloto heroico con un secreto devastador, Velázquez tiene a su cargo el papel de la aeromoza que tiene el deber de ayudar a los pasajeros durante un terrible accidente aéreo.

“Siempre quise gritar y llorar y suplicar por mi vida en una película, ¡y ésta es mi oportunidad!”, expresó Velázquez, quien nació en Chicago, de padres boricuas.

La actriz se dio a conocer en la serie de televisión My Name is Earl y actualmente tiene roles recurrentes en dos: The League y Heart of Dixie.

Con buen humor, Velázquez agregó que incluso después de filmar las escalofriantes escenas del accidente aéreo, no le tiene miedo a volar, “pero sí a que me toque el asiento del medio en un vuelo”.

Descubrió su amor por la actuación en la niñez y comenzó su carrera en un comercial para la televisión para un famoso restaurante de hamburguesas.

A partir de ese momento su carrera despegó con éxito y entre sus créditos más recientes se encuentran el filme War, con Jason Statham, y la película para la televisión Husband for Hire.

En Flight, Nadine es la aeromoza y también la fiel amante del protagonista [Washington]. Pero este rol no es tan inocuo como parece a simple vista. Su personaje es la culpable de un encubrimiento muy peligroso.

“La serie My Name is Earl me dio a conocer, pero esta película creo que cambiará la forma en que me percibe la industria”, aseguró la artista, quien desea usar esta oportunidad para ayudar a los latinos que luchan por abrirse paso en Hollywood.

De acuerdo con la también modelo, a pesar de los avances, en la actualidad hay muy pocos actores de origen hispano en Hollywood, “en comparación con la enorme población latina en Estados Unidos”.

Cree que la solución no está en esperar a que los grandes estudios los incluyan en sus producciones, sino en que los latinos se unan para crear ellos mismos esas oportunidades.

Es por eso que más adelante se visualiza detrás de las cámaras.

“Quiero unirme a los que tenemos esa meta, para hacer algo, en vez de hablar tanto del tema. Yo me veo detrás de las cámaras y me veo enriqueciendo la vida de las personas a través del arte, y me veo uniendo a los latinos”, aseguró la actriz, quien agregó que le encantaría hacer una telenovela en español.

“Me encantaría interpretar un alma torturada que se obsesiona con el amor y el control. ¡Sería divertido! También me gustaría actuar al lado [del comediante] Eugenio Derbez en un filme dramático”, aseveró.

Velázquez, que es divorciada y no tiene hijos, pero sí un perro, Kiki, al que adora, se describe como una persona muy espiritual que muchas veces elige mantener una “distancia prudencial” entre ella y el mundo, “para sentirme protegida”.

Próximamente aparecerá en la pantalla grande al lado de Dwayne Johnson, The Rock, en el filme de suspenso Snitch, y será el interés romántico de Luis Guzmán en la película Aztec Warrior.

“Mi meta es seguir hacia adelante y evolucionando para compartir quien soy con el mundo. Quiero llegar a la gente en una escala global”, finalizó.