Ataque de fondos buitres

Los fondos se oponen en Estados Unidos a una restructuración en México

Guía de Regalos

Economía

Las relaciones económicas entre países son complejas. Un académico tendría gran dificultad en citar un evento corporativo como la parte esencial de estas relaciones.

Se argumenta que el clima de inversión de una región y el estado de las relaciones entre EEUU y México dependen de una sola restructuración financiera.

Un grupo financiero de fondos de alto riesgo (conocidos como “Fondos Buitres”), Elliot Management, está librando una guerra legal entre Estados Unidos y México. Ellos reclaman que las inversiones en México serán catastróficas si los jueces en Estados Unidos permiten la restructuración de la fabricante de vidrio, Vitro, y que resultaría en menos ganancias para ellos.

Ellos ansían esas ganancias.

El método de estos fondos buitres es involucrarse en la bancarrota de una compañía para extraerle más jugo. Elliott Management y su colaborador, Aurelius Capital Management, son inversionistas astutos que buscan beneficiarse de la destrucción de compañías.

Los fondos buitres reclaman que la restructuración de la deuda de Vitro ha creado ansiedad en el mercado de deudas de Estados Unidos. Según ellos la razón es que Vitro, para lograr los votos de aprobación a su plan de restructuración, recurrió a la adquisición de deuda entre la compañía matriz y sus subsidiarias. Este método de restructuración de deuda es legal y ampliamente usado en México, Australia, Italia y el Reino Unido.

Incluso, la restructuración de Vitro es igual a la de otras compañías tales como Corporación Durango, Grupo Iusacell, Grupo Tribasa y Controladora Comercial Mexicana, que han tomado lugar con la aprobación de los tribunales mexicanos, y han sido aceptadas por los tribunales de EEUU.

El gobierno de México expresó su apoyo al reconocimiento de la restructuración de Vitro en Estados Unidos sometiendo a la Corte de Apelaciones del Quinto Distrito, un documento a favor de la misma.

Los fondos buitres adquirieron los bonos de Vitro cuando la compañía empezaba su restructuración financiera en México, dándoles conocimiento completo de la situación.

Lo que vino después confronta las leyes de la lógica: Si no te parece, no inviertas. Una vez sentados en la mesa, no perdieron tiempo en poner en acción el elemento principal de su método—litigar, apelar y litigar hasta cansar al oponente.

Los mercados de bonos no se pueden predecir. Están sujetos a factores mucho más grandes que cualquier restructuración. Pero estoy de acuerdo con lo que dijo el Primer Ministro de Gran Bretaña Gordon Brown, que las tácticas de los fondos buitres han dado por resultado “situaciones inmorales intolerables”. Cabe recalcar que si los fondo buitres impiden la restructuración de Vitro, 17.000 personas perderán su empleo, y esto si sería un resultado intolerable.

Vitro está solicitando una audiencia en frente del tribunal completo de la Corte de Apelaciones del Quinto Distrito, con el propósito de que el tribunal autorice en EEUU el plan de restructuración aprobado en México.