Robinson Canó piensa en nuevo agente

Robinson Canó piensa en nuevo agente
El segunda base Robinson Canó es una de las figuras de los Yankees.
Foto: AP

NUEVA YORK/AP — Robinson Canó planea cambiar de agente desligándose de Scott Boras para pasar a una nueva compañía formada por Roc Nation, del músico Jay-Z, y CAA Sports.

El dominicano será representado en todo lo relativo al béisbol por Brodie van Wagenen, de CAA Sports. El segunda base de los Yankees gana $15 millones en esta temporada y puede convertirse en agente libre al término de la Serie Mundial.

“A esta altura de mi carrera, estoy listo para desempeñar un papel más activo en mis asuntos dentro y fuera del campo de juego”, dijo Canó en una declaración. Hasta ayer, Boras seguía figurando como agente de Canó en la Asociación de Beisbolistas de las Ligas Mayores.

“Tengo que hablar todavía con Robinson, de modo que no voy a formular comentarios hasta hablar con él”, manifesto Boras.

Aunque los Yankees suelen aguardar que los contratos expiren antes de negociar nuevos acuerdos con los peloteros, dijeron que esperaban concretar un acuerdo con el jugador de 30 años mientras siga bajo su control.

Boras por lo general prefiere que sus clientes queden como agentes libres para mejorar su posición negociadora.

La nueva compañía, Roc Nation Sports, es dirigida por Shawn Carter, más conocido como Jay-Z, y Juan Pérez, que será presidente de la empresa.

Jay-Z, propietario parcial de los Nets de Brooklyn de la NBA, es amigo del lesionado tercera base de los yankees Alex Rodríguez, ex cliente de Boras.

“Debido a mi amor por el deporte, era una continuación lógica formar una compañía en la que pueda ayudar a los grandes atletas en varios deportes del mismo modo que hemos estado ayudando durante años a artistas en la industria de la música”, dijo Carter en una declaración.

El gerente general de los Yankees Brian Cashman dijo el 28 de febrero que el equipo había hecho una oferta significativa a Canó para un nuevo contrato.

El porcentaje para el agente del jugador en el nuevo contrato podría ser objeto de litigio entre Boras y la nueva compañía.