Prisa en Dodgers y nervios en Angels

Prisa en Dodgers y nervios en Angels
Jordany Valdespín, de los Mets de NY, celebra un cuadrangular con casa llena que dejó tendidos a los Dodgers en el Citi Field.
Foto: AP

ACTO DE MAGIA… O algo parecido deben estar cocinando los Dodgers para restaurar la rotación abridora del equipo, sobre todo después de ver la manera como han empezado Arizona, Colorado y San Francisco. Los Dodgers (12-12) son cuartos entre cinco.

Ni Capuano, ni Billingsley, ni Greinke, están disponibles, pero el calendario sigue su marcha y tal vez por eso ya vimos a Magic Johnson moverse cerca de Ned Colletti.

Necesitan, sí o sí, a dos lanzadores.

Hablan de Ricki Nolasco, ahora con Azulejos. Sería una solución cortoplacista.

Hay dos nombres para solucionar el problema para más tiempo.

David Price y Cliff Lee, cualquiera de los dos zurdos que serán agentes libres en un año, son alcanzables en el verano, si es que Filis y Rays siguen al paso que traen esta campaña.

¿Caros? No. Carísimos, pero como estamos hablando del equipo con más presupuesto del béisbol… se vale proponer.

TRIDENTE FRÍO… Los números globales de la temporada para Pujols (.244), Trout (.263) y Hamilton (.219), empiezan a ser malos y van para peor, hubo una coincidencia fatal en la serie que Angels perdió contra Marineros.

Los tres dinamiteros con 103 bombazos la campaña anterior se fueron combinados 0-12. Ni un imparable en la caída 1-2 de los discípulos de Scioscia que no le dieron ningún respaldo al gran trabajo de Jason Vargas, que cargó con la derrota y con (0-3) sigue sin ganar.

¡CUIDADO MIKE…¡ A pesar de que sus números son de los mejores, ya se habla en los mentideros del béisbol sobre la paciencia que ya no tienen los dueños de la decisiones en el vecindario de Mickey Mouse.

Hablar de correr al bueno del Scioscia estaba más o menos prohibido, pero ahora ya se comenta que si el equipo no juega para .500 en la pausa del verano habrá cambios…¿y saben quién suena para regresar a los dugouts del beisbol? Tony LaRussa, el mismísimo hombre que hizo estrella a Albert Pujols en San Luis.

EL VIEJO ORDEN… Creámoslo o no, después de un mes de béisbol, y con 25 juegos corridos en el calendario, los Medias Rojas de Boston tienen el mejor récord del beisbol (18-7).

Después del fracaso de Bobby Valentine el discreto John Henry le confió el equipo a John Farrell que con una mezcla de talento joven y veteranos con calidad creó un grupo comprometido para rescatar el prestigio de una franquicia que en dos años se había echado a perder.

Los nuevos héroes de los patirrojos son los lanzadores Jon Lester (4-0 y 2.22), Clyde Buchholz (5-0 y 1.19) y Felix Durbont (3-0 y 4.24) como la base del pitcheo, mientras David Ortiz (.516), Dustin Pedroia (.330), Mike Napoli (.280) y Shane Victorino (.292) son el dinamo que mueve la ofensiva del equipo.

Estamos de acuerdo en algo…. Miente el que diga que creía que corrido un mes, Boston estaría en el primer lugar de todo el beisbol.

LA VIEJA GUARDIA… Un caso parecido ocurre con los Yanquis. Nadie daba algo por los Bombarderos del Bronx, pero Joe Girardi ha hecho competitivo a este grupo sin Derek Jeter, Alex Rodríguez, Mark Teixeira y Curtis Granderson.

Los viejos “Mulos de Manhattan” tienen (15-9) y de seguir así estaríamos volviendo a la dictadura de antes con Boston y Nueva York, en cualquier orden, como fuerzas dominantes del Este de la Liga Americana.

Luego la seguimos.