Llega un Tri callado

Seleccionados de México rompen filas después de fracasar en la Confederaciones
Llega un Tri callado
Raúl Jiménez atiende a los reporteros al llegar a Ciudad de México.
Foto: AGENCIA REFORMA

MÉXICO, D.F.— Después de quedar eliminada de la Copa Confederaciones, la selección mexicana arribó al país ayer por mañana, pero la mayoría de sus integrantes lo hicieron en completo silencio.

Con ayuda de la Policía Auxiliar, algunos elementos, como Jesús Corona y Jesús Molina, abandonaron el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México por una puerta distinta a la que utilizan la mayoría de los pasajeros.

Otros, como Carlos Salcido, Jorge Torres Nilo, Severo Meza, Hiram Mier y Jesús Zavala tomaron un vuelto de conexión rumbo a Monterrey.

El delantero del América, Raúl Jiménez, único jugador que habló con la prensa, reconoció que el desempeño del Tri debe mejorar para aspirar a la Copa del Mundo Brasil 2014.

“Son cosas del futbol, a veces se gana, a veces se pierde. No nos vamos como queríamos, hay que ser conscientes de que tenemos que ser mejores para poder ir al Mundial”, dijo el atacante.

¿Se podría llamar un fracaso para ustedes?

“Nosotros veníamos con la intención de hacer un mejor papel, pero no se pudo”.

Jiménez no se detuvo en ningún momento para responder las cuestionamientos de los reporteros y avanzó de forma apresurada hasta abordar un vehículo que lo esperaba y de inmediato, abandonar el aeropuerto.

?>