Piden en California deportar sólo a indocumentados peligrosos

Jefes de policía de San Diego y Chula Vista pidieron al gobernador de California la firma del Acta de Confianza, una propuesta de ley que evitaría las deportaciones de inmigrantes con delitos leves
Sigue a El Diario NY en Facebook
Piden en California deportar sólo a indocumentados peligrosos
Si California aprueba el Acta de California, solamente se deportaría a criminales peligrosos.
Foto: Archivo / AP

SAN DIEGO.- Jefes de policía de San Diego y de Chula Vista, en California, pidieron hoy al gobernador Jerry Brown firmar una ley estatal que limitaría las deportaciones sólo para indocumentados que cometan delitos graves y tengan antecedentes criminales serios.

Los dos comandantes dijeron al gobernador por separado que apoyan la iniciativa de ley Acta de Confianza porque les permitiría suspender deportaciones de inmigrantes que cometan faltas comunes.

El autor de la ley, el asambleísta Tom Ammiano, aseguró que el 70 por ciento de los más de 95 mil inmigrantes deportados de California en lo que va de la administración del presidente Barack Obama, carecen de antecedentes penales.

En su mayoría, los deportados han sido identificados por autoridades de migración al cometer faltas tan comunes como las infracciones de tránsito, mediante un programa llamado Comunidades Seguras.

El jefe de la policía en Chula Vista, David Bejarano, informó al gobernador que apoya firmemente el proyecto de ley conocido como Acta de Confianza porque “no permite la detención de personas sólo por faltas menores o condición migratoria”.

Su colega en San Diego, William Lansdowne, comentó por su parte a Brown que la ley “aliviaría una carga presupuestal injusta” porque los departamentos de policía tienen que cooperar con sus propios recursos con las autoridades federales de migración cada vez que detienen a un extranjero.

Pero Lansdowne destacó que “el programa Comunidades Seguras ha disminuido la confianza de nuestras comunidades inmigrantes para con las autoridades”.

Ammiano criticó que la mayoría de los deportados son testigos que colaboran para esclarecer delitos, jornaleros, vendedores de tamales y otros antojitos, madres de familia con hijos estadunidenses, y empleados de limpieza, casi todos sostenes económicos de sus familias.

Lansdowne dijo que el Acta de Confianza, que sustituiría al programa Comunidades Seguras, tiene como objetivo buscar y detener para deportación sólo a extranjeros violentos y peligrosos.

“Proporciona una clara dirección para las agencias locales y proporciona mayor control, mientras que al mismo tiempo previene que delincuentes peligrosos sean devueltos a la comunidad cuando cumplan sus sentencias”, dijo el jefe de San Diego.

Enfatizó que Comunidades Seguras erosionó la confianza de los inmigrantes, que ahora temen cooperar con las autoridades cuando se les necesita o cuando son víctimas de delitos.

El comandante Bejarano en Chula Vista comentó que el Acta de Confianza permitirá que sólo los magistrados determinen los casos en los que los inmigrantes detenidos deben ser retenidos más allá de periodos comunes.

La semana pasada, 30 legisladores federales de California apoyaron este proyecto de ley.