Madre de niño herido en tiroteo en Chicago hace llamado

Shamarah Leggett pidió a quienes balearon en la cara a su hijo de 3 años y a otras 12 personas a que se entreguen a las autoridades
Sigue a El Diario NY en Facebook
Madre de niño herido en tiroteo en Chicago hace llamado
Oficiales inspeccionan la zona de la balacera en el parque Cornell Square, en Chicago.
Foto: Archivo / AP

Shamarah Leggett, la madre del menor de 3 años que fue baleado en la cara en medio de un tiroteo que dejó heridas a otras 12 personas en el parque Cornell Square, en Chicago, le pidió a los responsables que se entreguen a la Policía.

“¿Pueden entregarse por favor?. Ellos tirotearon a mi niño de 3 años con una pistola”, clamó la madre de Deonta Howard, que ayer sería sometido a una segunda intervención quirúrgica para intentar salvarlo de las heridas en su rostro.

“El era la única persona corriendo por el parque con una herida en la cara”, añadió la mujer en unas declaraciones a la cadena ABC. “Detengan la violencia; esto no está bien. Esto sólo está llevando a más cadáveres, más cadáveres encima de otros cadáveres”, agregó Leggett.

A horas tempranas de esta mañana, las autoridades no habían arrestado a los responsables del hecho reportado el jueves en el barrio Back of the Yards, aunque se mantienen entrevistando a personas.

El Departamento de la Policía de la ciudad cree que la balacera que se realizó desde un auto en movimiento es producto de las disputas entre las pandillas Black P. Stones y Gangster Disciples.

“Por un milagro no hubo ninguna fatalidad. Las armas ilegales provocan violencia y tenemos que renovar los esfuerzos para erradicarlas de las calles”, indicó ayer el jefe de esa agencia de seguridad Garry McCarthy al precisar que para cometer el crimen se utilizó un fusil de asalto “de uso militar”. Por su parte, el alcalde Rahm Emanuel afirmó que “los responsables de este crimen serán traídos a la justicia y procesados con todo el peso de la ley”.

“Pido a todos en la comunidad que den cualquier información que tengan. Los actos de violencia sin sentido y desvergonzados no tienen cabida en Chicago y traicionan todo lo que defendemos”, agregó el funcionario en un comunicado de prensa.