Almirola listo para nuevo reto

Almirola listo para nuevo reto
Aric Almirola piloteará el Ford No. 43 de Richard Petty Motorsports, que cuenta con el patrocinio de Smithfield.
Foto: NASCAR

NUEVA YORK — Aric Almirola es el nuevo rostro hispano en la Copa Sprint de NASCAR, luego de la partida del colombiano Juan Pablo Montoya, que vuelve a la IndyCar Series.

El piloto cubano-americano acepta el reto y la presión de correr para Richard Petty, un ícono de las competencias automovilísticas.

“Sí. Absolutamente, hay presión, pero yo acepto la presión porque cuando no hay presión significa que no hay expectativas”, dijo el piloto de 29 años.

El reto del 2014 para Almirola comienza mañana domingo, desde la 1:00 p.m. en la Daytona 500, al mando de su Ford No. 43, del equipo Richard Petty Motorsports.

Almirola, nacido en una base aérea de Florida, acepta el desafío porque siente que representa a su familia.

“Mi familia vino de Cuba en 1966; yo soy la primera generación cubano-americano y tener la oportunidad de representar los sacrificios de mi familia, significa todo para mí”, dijo Almirola quien considera “ser la prueba viviente del sueño americano”.

“Cuando mi familia vino aquí en 1966, su principal objetivo era poder crear una mejor vida para la familia, y yo soy prueba de ello cada día”, agregó Almirola, quien estará en su segunda campaña completa de NASCAR.

“Voy a correr un auto de Richard Petty y me pagan por hacerlo”, acotó Almiora. “Y eso es gracias a los sacrificios que ellos hicieron cuando abandonaron Cuba”.

Almirola reseñó que su familia tuvo que entregar todo: sus terrenos, su casa, su carro a cambio de conseguir un boleto a la libertad. “Mi abuela tuvo que entregar su anillo de matrimonio, tuvieron que entregar todas sus pertenencias personales al gobierno cubano a cambio de un boleto de avión hacia Miami, Florida”, indicó. “Yo no puedo imaginarme todo lo que significó para ellos hacer eso, pero ellos se sacrificaron por la familia y yo tengo que representar lo que eso significa”.

Almirola terminó 18 en la Serie de la Copa Sprint la pasada temporada. En las primeras 13 carreras estuvo entre los 12 mejores. Eso le han ayudado a conseguir patrocinadores, como Smithfield y la Fuerza Aérea de Estados Unidos.

El piloto de sangre cubana, que entró en el mundo de la velocidad por su abuelo materno, sabe que tiene un buen carro, un buen equipo y buenos patrocinadores. “Depende de nosotros salir y lograr los triunfos. Así, que yo estoy agradecido por la presión”, manifestó.

Las expectativas serán más altas este año. “Pienso que seguiremos mejorando; queremos tener éxito y ojalá que pueda ganar una carrera, es la meta final, quiero llevar a este carro No. 43 a la línea del triunfo”.

Sobre el patrocinio de la empresa Smithfield, Almirola dijo que “es grandioso” ese compromiso no sólo con su persona, con su equipo y NASCAR “por los próximos tres años, porque nos da la oportunidad de salir y ser exitosos en las pistas de carrera”, al tiempo que se ayuda a la empresa a vender más sus productos, como tocino, jamón y salchichas, que disfruta en su casa.

Ahora, el campeonato de la Sprint Cup pondrá más énfasis a las victorias en las carreras, aumentará el número de pilotos del actual ‘Chase’ a 16 e implementará un sistema de clasificación ronda por ronda para premiar al mejor con el título. Este nuevo formato afecta a las últimas 10 carreras en de la temporada (Chicago, New Hampshire, Dover, Kansas, Charlotte, Talladega, Martinsville, Texas, Phoenix and Miami).