Nevada obliga cerrar el Congreso en Washington

Toda la actividad en la capital del país está paralizada debido a una nueva tormenta invernal
Nevada obliga cerrar el Congreso en Washington
Debido a las nevadas, las autoridades del área metropolitana de Washington suspendieron el servicio de transporte público.
Foto: Getty

Washington – Las calles, museos, escuelas, empresas y oficinas del gobierno y el Congreso están desiertos en toda el área de Washington este lunes, por segunda vez desde el mes pasado, debido a la tormenta de nieve que se ha extendido en toda la costa Este del país.

Las actividades en ambas cámaras del Congreso han sido postergadas hasta el martes, los turistas no tienen adónde ir con el cierre de todos los museos excepto el del Aire y el Espacio, y en algunos almacenes se han agotado las palas y las barredoras de nieve.

La Oficina de Gestión de Personal ya había advertido anoche en su página web que las oficinas del Gobierno federal en toda el área capitalina permanecerán cerradas, y en el sector privado, algunos empleados tendrán la opción de trabajar desde casa.

Como medida de precaución ante la acumulación de nieve y hielo en las carreteras, las autoridades del área metropolitana de Washington suspendieron los servicios de autobuses, algo que también facilitará el recorrido de camiones de limpieza. Sólo el servicio de trenes interurbano permanece abierto al público.

Sin embargo, la Casa Blanca mantiene en pie un encuentro bilateral previsto entre el presidente Barack Obama y el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, para discutir la situación actual en torno a las negociaciones de paz entre israelíes y palestinos.

En la tormenta de nieve de mediados de febrero, el Congreso cerró sus puertas temporalmente y la Casa Blanca canceló todos sus actos, incluyendo la rueda de prensa diaria.

Según el Servicio Nacional de Meteorología, se prevén entre cinco y siete pulgadas de nieve a lo largo de la jornada, y la advertencia de la tormenta de nieve seguirá vigente hasta las seis de la tarde hora local.

La tormenta también ha causado la cancelación de más de 2,000 vuelos en todo EEUU y demoras en más de 200 vuelos, principalmente en los aeropuertos de Washington, Nueva York y Filadelfia.

Maria.pena@impremedia.com