China paga $80,000 a familia de pasajeros del vuelo MH370

Por otro lado, hijo del piloto de Malaysia Airlines niega que su padre sea terrorista

China paga $80,000 a familia de pasajeros del vuelo MH370
Con fotocopias, en Malasia intentan explicar lo que muestran los satélites que pudieran ser los restos del avión.
Foto: EFE

Las aseguradoras chinas declararon este jueves que han comenzado a pagar indemnizaciones a las familias de los 153 pasajeros de esa nacionalidad que viajaban en el avión malasio desaparecido, pese a que los parientes mantienen su escepticismo sobre la hipótesis de que el avión “acabó” en el Índico sur.

Las compañías afirman que la gestión de la indemnización comenzó tan pronto como el primer ministro malasio, Najib Raza, dijo el lunes que no había supervivientes, “aunque no haya pruebas concretas o información completa que apoye esta conclusión aún”, destaca la agencia oficial Xinhua.

China Life, la mayor aseguradora del país, dijo que tenía 32 clientes a bordo del vuelo MH370 y calcula que el total de la compensación a sus familias será de 9 millones de yuanes ($1.46 millones de dólares), de los que aseguró haber pagado ya 7.17 millones de yuanes ($1.2 millones de dólares).

“China Life está profundamente conmocionada por las noticias y garantizará que la indemnización y otros servicios vinculados se entregan íntegramente”, dijo un portavoz de la compañía hoy, citado por Xinhua.

A su vez, la compañía China Pacific Insurance, con sede en Shanghái, destacó que ya ha ofrecido una primera indemnización por valor de 525,000 yuanes ($84,000 dólares), sin especificar a cuántas familias.

Por su parte, Sunshine Insurance afirmó a Xinhua que ha dado ya 500.000 yuanes ($80,000 dólares) a los parientes de una familia de tres miembros que iban en el vuelo y New China Life Insurance estimó que su compensación alcanzará el millón de yuanes a repartir entre sus nueve clientes en el avión.

No obstante, algunos abogados chinos, como Li Bin, de la firma Beijing Gaose, aseguran que aún no es apropiado comenzar con los pagos, ya que no hay “pruebas suficientes para declarar muertos a los pasajeros. Sus cuerpos no se han encontrado, y tampoco el avión”, dijo al diario South China Morning Post.

Además, añadió, “el Gobierno malasio ha confirmado que se ha estrellado pero el chino no”.

Mientras, a la espera de obtener datos que consideren más convincentes o que se encuentren restos del aparato, las familias de los pasajeros continúan las reuniones diarias en el hotel Lido de Pekín desde el pasado 8 de marzo, cuando desapareció el vuelo de Malaysia Airlines.

Kuala Lumpur – El hijo menor del capitán Zaharie Ahmad Shah, piloto del vuelo MH370 de Malaysia Airlines, defendió a su padre de las alegaciones sobre su implicación en la desaparición del avión, informaron hoy los medios locales.

Ahmad Seth, de 26 años, rechazó las informaciones e hipótesis que ligan a su progenitor, de 53 años, con un posible secuestro del Boeing 777 que desapareció el pasado 8 de marzo en el océano Índico tras desviarse de su ruta Kuala Lumpur-Pekín.

“Lo he leído todo en internet. Pero he ignorado todas las especulaciones. Yo conozco a mi padre. No estábamos muy cercanos, ya que él viaja mucho, pero le entiendo”, señaló Ahmad en una entrevista con el diario “New Straits Times”.

Pese al anuncio de que el avión con 239 ocupantes se precipitó en el océano, el hijo del piloto expresó que mantendrá la esperanza hasta que las autoridades encuentren restos o cadáveres para demostrar el siniestro.

Lo creeré cuando vea las pruebas delante de mis ojos“, manifestó en su vivienda familiar de Subang Jaya, a unos 20 kilómetros de Kuala Lumpur.

Zaharie Ahmad Shah también tiene otros dos hijos con su esposa, Faizah Khanum Mustafa Khan.

A los pocos días de la desaparición del MH370, la policía registró la vivienda del piloto y se incautó de un simulador de vuelo después de que se descubriera de que el avión se desvió de su ruta a los 40 minutos de despegar.

El FBI ha anunciado que en los próximos días revelará los resultados del análisis que está realizando de los datos borrados del simulador.

Un operativo internacional con cerca de una veintena de aviones y barcos buscan los restos del Boeing 777 en aguas remotas en el sur del Índico con la esperanza de localizar las cajas negras y explicar la misteriosa desaparición.

La situación aproximada del vuelo ha sido sugerida por análisis de los satélites, ya que el MH370 apagó sus sistemas de comunicación antes de desaparecer.

Distintos expertos apuntan que el extraño comportamiento del avión se debió a un secuestro, un acto terrorista o a causa de un fallo técnico, como un incendio o una descomprensión debido a una fisura en el fuselaje.

A bordo viajaban 153 chinos, 50 malasios (12 forman la tripulación), siete indonesios, seis australianos, cinco indios, cuatro franceses, tres estadounidenses, dos neozelandeses, dos ucranianos, dos canadienses, un ruso, un holandés, un taiwanés y dos iraníes que embarcaron con pasaportes robados a un italiano y un austríaco.