Mujer no descuides tu salud

Sigue a El Diario NY en Facebook

@PPNYCAction

Melissa Mark-Viverito, presidenta del Concejo Municipal, hizo historia al convertirse en la primera mujer latina en esta posición. El verano pasado, estuvo nuevamente en primer plano cuando anunció públicamente que había sido diagnosticada con un tipo de virus del papiloma humano (VPH) de alto riesgo, una infección de transmisión sexual que puede causar cáncer de cuello uterino.

Su franqueza acerca de esta infección de transmisión sexual (ITS) ayuda a reducir el estigma en torno al VPH y puede alentar a que más residentes se realicen pruebas de detección que podrían salvar sus vidas.

Para las latinas, en particular, la realización en forma regular de pruebas de detección del cáncer de cuello uterino es fundamental para nuestra salud a largo plazo, y eso es vital para asegurarnos de que tanto nosotras como nuestras familias estemos saludables.

Nuestra comunidad tiene un riesgo más alto que cualquier otro grupo cuando se trata del cáncer de cuello uterino. Se nos diagnostica con este cáncer a una tasa dos veces más alta que la tasa de las mujeres blancas. Según el Instituto Nacional del Cáncer, estas disparidades parecen ser causadas por la falta de detección y la existencia de barreras a la hora de acceder a los servicios de salud.

Las mujeres latinas pueden dar dos pasos importantes para reducir el riesgo de desarrollar cáncer de cuello uterino. El primer paso es la realización de forma regular de la prueba de Papanicolaou, y el segundo, es la vacuna contra el VPH. El Colegio Americano de Obstetras y Ginecólogos recomienda que las mujeres se realicen exámenes de Papanicolaou de rutina cada tres años a partir de los 21 años.

El Centro para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC) recientemente publicó datos que muestran que, si bien se ha demostrado que las pruebas de detección del cáncer de cuello uterino salvan vidas, alrededor de ocho millones de mujeres de entre 21 a 65 años no se han realizado pruebas en los últimos cinco años.

También es importante aprender más acerca de la vacuna contra el VPH, que puede proteger contra el 70% de los cánceres de cuello uterino.

Si aún no lo ha hecho, programe cuanto antes las citas para los exámenes relacionados con la salud del cuello uterino y otras medidas preventivas para su bienestar, y el de su familia.

Para hacer una cita en Planned Parenthood of New York City, visite http://www.ppnyc.org o llame al 1-800-230-PLAN.

Para obtener información sobre exámenes gratuitos visite http://www.health.ny.gov/diseases/cancer/services