¿Quienes son “los desestabilizadores” de Guerrero?

Lider izquierdista acusa al Movimiento Popular de Guerrero de boicotear las elecciones

Guía de Regalos

¿Quienes son “los desestabilizadores” de Guerrero?
La entidad vive crisis política y social.

México.- El líder del Senado, Miguel Barbosa, del izquierdista Partido de la Revolución Democrática, dio por primera vez un calificativo oficial a la organización que amenaza con boicotear las elecciones del próximo 7 de junio, autora de marchas, bloqueos, quema de oficinas y otros desmanes en el estado de Guerrero.

Se trata del Movimiento Popular de Guerrero (MPR), integrada el 10 de abril de 2013 por una docena de organizaciones civiles con antecedentes de hasta 30 años de oposición al gobierno local, entre el magisterio, la policía comunitaria y la guerrilla.

“Los desestabilizadores”, como los llamó Barbosa, tienen líderes que, según sus opositores, “negocian” la ley a su conveniencia.

El mismo gobernador Rogelio Ortega tuvo que pactar el pasado sábado un acuerdo de “pacificación” con el MPR a cambio de regresar a Guerrero a presos políticos dispersos en cárceles del país, plazas para maestros en la nómina del estado y hasta un edificio para oficinas de “la lucha popular”, según documentó la prensa local.

El MPR nació para oponerse a las reformas estructurales del presidente Enrique Peña Nieto pero después hizo suya la indignación por la desaparición de los 43 normalistas de Ayotzinapa y convocó a un boicot a las elecciones. Camino a los comicios, ya amenazó a funcionarios del Instituto Nacional Electoral, persiguió a simpatizantes que pretendían hacer proselitismo y obligó a los candidatos a la gubernatura por el PRD y Morena, Beatriz Mojica y Pablo Amílcar Sandoval, respectivamente, a suspender su campañas en algunas zonas.

Lea también: Analistas: en México asesinan políticos por el control territorial

Entre los dirigentes más visibles de este movimiento se encuentra el profesor de primaria Gonzalo Juárez Ocampo, de la Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación, oriundo del municipio de Ixcateopan.

Juárez lleva 25 años de saltimbanqui del sindicalismo magisterial y es uno de los principales impulsores de la “toma” de las casetas de cuota para financiar el movimiento. “Un enfermo de poder”, resume el analista político Manuel Tello.

Eliseo del Villar, ex dirigente de la Coordinadora Regional de Autoridades Comunitarias (CRAC), amenazó una y otra vez con frenar las elecciones estatales.

Del Villar cayó preso a finales de abril a manos del ejército y la policía estatal que lo perseguía por los delitos de extorsión y secuestro durante un enfrentamiento en el que murieron ocho policías comunitarios al mando de éste. Sus seguidores dicen que seguirán “en la lucha”.

Lea también: ‘El diezmo’ político se resiste a morir en México

Otro de los rostros más populares de MPR es Bertoldo Martínez Cruz, líder del Frente de Organizaciones democráticas del estado de Guerrero, involucrado en la toma de ayuntamientos desde 1989 y preso de 1997 al 2000 acusado de ser comandante del Ejército Popular Revolucionario. “No nos han dejado alternativa”, argumenta a su favor sobre la rebelión contra el Estado. “El gobierno sólo así nos escucha”.

Convierten las verdades en mentiras y las mentiras en verdades”, describió el periodista regional Miguel Mata, a quien el 13 de diciembre pasado integrantes del MPG retuvieron junto con otros colegas en Tlapa, cuando celebraban la comida anual por el Premio Estatal de Periodismo. Para dejarlos libres, les cobraron alrededor de 250 dólares.