Conductores de la MTA hacen “operación tortuga”

Aumentan las acciones de protesta de los choferes contra la Ley del Derecho a la Vía
Conductores de la MTA hacen “operación tortuga”
La ley penaliza con más dureza a los conductores que fallan en ceder la vía a los transeúntes.

Si esta mañana sintió que los autobuses de la MTA se tardaban más de lo acostumbrado, hay una razón para ello. Representantes sindicales animaron a los conductores a trabajar más lento, como una forma de protestar contra la Ley del Derecho a la Vía que ha llevado al arresto de siete choferes de transporte público.

Durante plena “hora pico” de la mañana, representantes del sindicato Transport Workers Union, Local 100, repartieron volantes en dos importantes intersecciones: White Plains Road y Lafayette Avenue, en El Bronx, y la calle 181 con Wadsworth Avenue, en Manhattan. Por allí pasan siete rutas de buses.

Los panfletos que ya venían circulando hacía varias semanas, muestra una caricatura del alcalde Bill de Blasio con una banda en el pecho que dice “Señor Progresista”, esposando a una conductora afroamericana frente a un bus.

Los líderes sindicales recomendaron a los choferes a detenerse complemente si tenían que dar un giro a la izquierda en caso de que vieran a peatones y que siguieran cuando estos no estuvieran. Los conductores critican que los buses puedan hacer giros a la izquierda al mismo tiempo que los peatones cruzan la calle. Por el gran tamaño de los buses hay puntos ciegos que no alcanzan a ver los choferes con sus espejos. “Los conductores deben tener prioridad”, dice el sindicato.

“Ceder la vía a los peatones y esperar que estos crucen la calle es un buen consejo para cualquier conductor”, dijo en un comunicado Wiley Norvell, vocero de la Alcaldía.

“Si la idea del sindicato TWU es ganar apoyo en contra del programa Visión Cero, retrasando deliberadamente el tiempo del transporte de miles de nuestros clientes, ellos van en la dirección equivocada” dijo el vocero de la MTA Kevin Ortiz, al referirse a los esfuerzos del alcalde de reducir las fatalidades.

El vocero de la MTA dijo que los choferes ya habían recibido entrenamiento e instrucciones sobre cómo detenerse ante los peatones en los cruces.

La “operación tortuga” de esta mañana es una escalada en la pelea entre los conductores y el Alcalde sobre la norma de tránsito conocida como Right of Way law, la cual permite a los policías a formular cargos criminales contra conductores que fallen en dar la vía y provoquen un accidente.

Los choferes y sus representantes argumentan que experimentan mucha presión en las calles de la ciudad. “Son los únicos trabajadores que son forzados a pasar por los cruces de los peatones docenas de veces cada día”, indicó un comunicado reciente de la TWU. “Ningún otros conductor trabaja bajo esas circunstancias en un sistema lleno de fallas”.

La acción de los choferes se dio en sectores representados por los concejales Ydanis Rodríguez y Richie Torres, quienes impulsaron la Ley del Derecho a la Vía.