Mark-Viverito critica duramente a De Blasio por Uber

La presidenta del Concejo aclaró que la controversia con Uber se solucionó gracias a su gestión.
Mark-Viverito critica duramente a De Blasio por Uber
La presidenta dijo que es responsabilidad del Concejo decidir si un proyecto se vota o no
Foto: Archivo

NUEVA YORK – Lo que había sido hasta ahora una relación de aliados y amigos, parece haberse enfriado: la presidenta del Concejo Municipal, Melissa Mark-Viverito, criticó duramente al alcalde Bill De Blasio, luego de que este último no le diera el crédito por la resolución de la controversia con Uber.

“Seamos claros, esto no tuvo nada que ver con el alcalde”, dijo Mark-Viverito. “No voy a permitir a nadie que intente mejorar su apariencia al costo de este Concejo. Es el Concejo el que decide qué leyes se discuten, qué proyectos tendremos, qué será sacado de la mesa, qué será puesto en la mesa. Nadie más dirige esa discusión”.

El proyecto de ley, que había sido presentado por los concejales Stephen Levin e Ydanis Rodríguez, entre otros, buscaba realizar un estudio de tráfico y limitar temporalmente el crecimiento de los taxis, incluidos los vehículos de Uber. Sin embargo, la disposición de limitar las licencias fue pospuesto luego de una reunión de Mark-Viverito con Uber y miembros del equipo del Concejo y del alcalde,  mientras De Blasio estaba en su viaje al Vaticano. Uber accedió, a cambio, realizar un estudio de tráfico por cuatro meses y compartir más información con la ciudad, entre otras medidas.

“La victoria aquí es que Uber entiende que deben haber reglas”, dijo De Blasio, quien no mencionó en ese momento el rol de Mark-Viverito. “Habrá reglas, no me importa cuanto dinero ellos tengan, pero habrá reglas”.

La presidenta del Concejo dijo que es sexista que la gente asuma que fueron sólo hombres los que lideraron la negociación. “Encuentro ofensivo como una mujer y como una latina que está dirigiendo el cuerpo legislativo, que quede la sensación de que fui forzada a mi posición y que no podría haber llegado a esta posición por mi misma… Que fueron otros, predominantemente hombres en este caso, los que me llevaron a este punto”, dijo Mark-Viverito.

Anteriormente, el gobernador Cuomo había dicho que estaba contento luego de que el Concejo decidiera cancelar este voto y explicó que no tuvo ningún rol este proceso. Esto también molestó a la presidenta.

“Los hechos no pueden ser distorsionados y el hecho es que este proceso sólo le corresponde al Concejo Municipal. Desafortunadamente, el alcalde parece tener una opinión distinta”, dijo Mark-Viverito.

Antes de esta decisión, la presidenta no había declarado su posición frente a la medida.

Mientras tanto, Uber agradeció a las personas que apoyaron su postura. La compañía,  valuada en $40,000 millones, realizó una intensa campaña promocional para criticar la medida, que incluyó comerciales en televisión, llamadas telefónicas automatizadas, e-mails y mensajes en la misma aplicación.