Tribunal anula ley estatal de Texas que restringía voto de minorías

Fallo surge en víspera del 50 aniversario de la Ley del Derecho al Voto  
Tribunal anula ley estatal de Texas que restringía voto de minorías
Solo un terremoto electoral puede impedir que en noviembre haya que elegir entre Trump y Clinton.
Foto: Archivo / La Opinión

Washington.- En víspera del 50 aniversario de la Ley del Derecho al Voto, un tribunal federal anuló este miércoles por decisión unánime una ley estatal de Texas de 2011, por restringir el sufragio de las minorías.
Dando una clara victoria a la Casa Blanca y a grupos defensores de los derechos civiles, el quinto circuito de apelaciones determinó que la ley de Texas viola la sección 2 de la Ley del Derecho al Voto de 1965, porque limita el acceso de las minorías a las urnas.
El fallo del tribunal de Nueva Orleans, contenido en 49 páginas, dijo que la exigencia de mostrar cédulas de identificación aprobadas por el estado de Texas para poder votar viola la ley de 1965, que prohíbe la discriminación contra las minorías.
El tribunal no respaldó, sin embargo, el fallo de una corte de menor instancia que en 2014 afirmó que la ley de Texas además constituía un “impuesto en las urnas” porque la gente de escasos recursos prácticamente tendría que gastar dinero para acceder a una cédula de identificación.
Pero los jueces de Nueva Orleans rechazaron ese argumento porque el gobierno de Texas tomó medidas para otorgar las cédulas de identificación sin costo alguno para quienes califiquen.
Las autoridades de Texas adoptaron su ley en 2011 argumentando que el objetivo era prevenir el fraude en las urnas, pero el Departamento de Justicia y la mayoría de los grupos cívicos y defensores de los derechos civiles replicaron que la medida solo buscaba restringir el voto de las minorías.
Grupos cívicos en todo el país aplaudieron el dictamen del tribunal al considerar que, en una democracia, los votantes necesitan acceso a elecciones libres, justas y sin restricción alguna.
“Este no solo es un triunfo para las minorías en Texas, que eran blanco de esta ley, sino también para votantes en toda la nación que afrontan una creciente ola de estrictas leyes del voto en sus estados”, explicó Penda D. Hair, codirectora del grupo “Advancement Project”.
“La sección 2 de la Ley del Derecho al Voto sigue siendo una potente herramienta para los votantes de minorías que luchan por la justicia cuando se atropellan sus derechos”, agregó.
El caso ahora regresa a un tribunal federal en Corpus Christi, que deberá determinar si la legislatura estatal de Texas adoptó la ley con la intención de discriminar a las minorías.
El gobernador republicano de Texas, Greg Abbott, sugirió que su estado seguirá luchando por mantener en vigor la ley y la “integridad” del proceso electoral,  con lo que el caso podría terminar eventualmente en el Tribunal Supremo.