Jugadores de fútbol americano en Staten Island planean demandar al Departamento de Educación

La temporada de fútbol americano en Susan Wagner High School fue suspendida tras acusaciones de matoneo y novatadas en contra de las ligas menores de la escuela.

Jóvenes jugadores de fútbol americano en escuela de Staten Island planean demanda contra el Departamento de Educación tras la suspensión de su última temporada tras acusaciones de hazing o novatada en contra del equipo.

El Departamento de Educación canceló los entrenamientos y los partidos hasta nueva orden tras recibir supuestas acusaciones de que los jóvenes practicaron novatadas en un campo de verano de fútbol americano el mes pasado. Según padres de estudiantes en ligas menores de la escuela, los jóvenes les dispararon a los menores con pistolas de aire comprimido, dibujaron símbolos inapropiados en sus cuerpos con marcador permanente, y se sentaron desnudos en sus caras.

“Yo pensé que eramos inocentes hasta probar lo contrario. ¿Por qué no podemos entrenar y jugar hasta que se encuentre evidencia de que lo que hicimos está mal? Preguntó Cameron Schwartz, uno de los jugadores del equipo del Susan Wagner High School.

Chris Angelone, uno de los estudiantes se defendió diciendo que no todos los miembros del equipo tuvieron que ver con eso y que ellos no atacaron a los estudiantes de la liga menor de ninguna forma. El estudiante también negó que hubieran practicado ritos de iniciación. Christopher Frange, otro de los estudiantes alegan que necesitan jugar la siguiente semana para poder ser reclutados por universidades y ganar becas.

El Departamento de Educación comentó que tomará en cuenta la demanda cuando sea hecha oficialmente este viernes.

El abogado de los jóvenes, Rich Luthmann, dijo que el Departamento de Educación se dejó influenciar por un caso de novatadas o hazing que se vió recientemente en New Jersey. “Están actuando idiotamente por lo que pasó en Sayreville. Estoy cansado de esto, y creo que otras personas también están cansadas de esta exageración e hipersensibilidad”, dijo Luthmann.