¿Qué pasa en las carreteras de México que EEUU las prohíbe?

Sinaloa, Jalisco, Nayarit, Oaxaca y Guerrero, intransitables por la violencia
¿Qué pasa en las carreteras de México que EEUU las prohíbe?
Policías federales vigilan el tránsito en una de las carreteras mexicanas.
Foto: Archivo

MÉXICO.- Principalmente son cinco estados. Pero la alerta de viajes del Departamento de Estado es muy explícito sobre lo que pasa en las carreteras de esas entidades de México: robos, asesinatos, secuestros y extorsiones a tal punto que hay ciudades como el puerto de Acapulco, Guerrero, donde prácticamente se prohíbe salir del hotel y ni siquiera se aconseja caminar por calles aledañas a la avenida principal, La Costera Miguel Alemán.

La violencia del narcotráfico resurge en Acapulco.
La violencia del narcotráfico resurge en Acapulco.

“Sólo la zona sur de la ciudad ha sido menos afectada por la violencia”, reza la alerta de viaje que renovó el gobierno norteamericano el martes 19 de enero y que enfatiza en la importancia de evitar transitar las carreteras en Sinaloa, Jalisco, Nayarit, Oaxaca y Guerrero.

Lea también: Nueva alerta de viaje de EEUU para México, incluye 20 estados

El personal de la embajada estadounidense –cita como ejemplo- tiene prohibido tomar la carretera de Acapulco a Zihuatanejo o de la Ciudad de México a Acapulco, dos zonas donde operan células del narcotráfico que provocan en promedio 2,000 homicidos al año y 200 secuestros documentados oficialmente, amén de la cifra negra.

– Se recomienda abstenerse si no se viaja en crucero o avión- detalla sin tomar en cuenta o matizar que recientemente el New York Times declaró a la capital mexicana como el principal destino turístico en 2016.

“Las alertas de viaje siempre son exageradas en sus resúmenes ejecutivos y eso genera información contradictoria porque la gente no lee después el detalle y se queda con una información no específica sobre dónde está el peligro”, advirtió José Fernández Santillán, analista de seguridad del Instituto Tecnológico y de Estudios Superiores de Monterrey.

“Lo cierto es que la mayoría de los cárteles están diezmados”.

Torturas, decapitaciones e incineraciones forman parte del arsenal de la violencia en México.
Torturas, decapitaciones e incineraciones forman parte del arsenal de la violencia en México.

El detalle, por ejemplo, revela especiales consejos para las carreteras de Sinaloa, donde sólo se da luz verde para el puerto de Mazatlán (específicamente en la Zona Dorada y el Centro Histórico) y para los Mochis (donde recientemente fue capturado El Chapo) y el puerto de Topolobampo en trayectos de hoteles a los respectivos aeropuertos. Más allá de estos campos, advierte, hay riesgos.

A finales de 2015 dos turistas australianos –Dean Luacas y Adam Coleman- fueron asesinados y calcinados cuando uno de ellos se resistió al asalto de una banda de ladrones que se dedicaba a robar en la carretera México 15 que está al salir de Los Mochis y Topolobampo.

Lea también: Australianos asesinados y mujer torturada ponen en jaque al gobierno de Sinaloa

A Jalisco le precede la mala fama tras un ataque coordinado del Cártel Jalisco Nueva Generación en contra de fuerzas del orden que se extendió por las carreteras de los vecinos estados de Colima y Guanajuato en mayo pasado, cuando delincuentes derribaron un helicóptero en el que viajaban policías y militares, y el saldo final de la embestida fue de siete fallecidos, 15 detenidos y cinco gasolinerías y once bancos incendiados.

Para Nayarit, a excepción de La Riviera, San Blas, Santa María del Oro y Tepic, los viajes están prohibidos o “no aconsejados” en general.

De acuerdo con cifras gubernamentales, cada mes ocurren 156 robos violentos en el país a vehículos de carga, particulares y autobuses.

NOTICIAS DE MÉXICO