EEUU lanza iniciativas para combatir el ausentismo crónico en las escuelas

Ausencias en las aulas aumentan el riesgo de la deserción escolar, advierten las autoridades
EEUU lanza iniciativas para combatir el ausentismo crónico en las escuelas
Las ausencias escolares frecuentes aumentan el riesgo de deserción.
Foto: Aurelia Ventura / La Opinión

WASHINGTON.- Un estudiante fuera del aula no aprende y, para combatir esta “epidemia” que tiene consecuencias devastadoras en la educación, la Administración Obama anunció este viernes sendas iniciativas nacionales para mejorar el rendimiento de los alumnos.

Durante una conferencia telefónica con periodistas, el secretario de Educación interino, John B. King, explicó que el propósito de ambas iniciativas, que incluye una campaña publicitaria del “Ad Council”, es responder al problema del ausentismo escolar y mejorar el ambiente en los colegios.

“Sabemos que el ausentismo crónico es en realidad una epidemia en el país”, afirmó King, quien aguarda confirmación del Senado para ostentar el cargo de forma permanente.

Por su parte, Robert Baffanz, director del “Everybody Graduates Center”, en la Universidad Johns Hopkins, explicó que las iniciativas son importantes para medir bien el impacto del ausentismo y tomar medidas correctivas.

“Si los niños no van a la escuela con regularidad, un programa preescolar no será tan eficaz; si no están allí durante la primaria, les costará leer para cuando estén en tercer grado, y en la escuela media tendrán problemas para aprender álgebra… en la escuela secundaria, una ausencia de al menos un mes aumenta el riesgo de la deserción escolar”, señaló Baffanz.

“Nos asustará lo grande que es  el problema: aunque es el 10% de los estudiantes a nivel nacional, no es parejo, afecta más a escuelas en barrios pobres… los latinos que viven en la pobreza se ven más afectados por el ausentismo crónico”, enfatizó.

05-30-2015_001_SchoolStudents
Las iniciativas medirán el ausentismo escolar e intentarán disminuirlo. Foto: Mariela Lombard/El Diario

Ambos esfuerzos anunciados hoy son parte de la campaña nacional “Todo los estudiantes, todos los días” para combatir el “ausentismo crónico” en las aulas, que no es un fenómeno nuevo pero impide el aprendizaje de los alumnos.

Según datos divulgados por la Casa Blanca, entre cinco millones y 7,5  millones de estudiantes tienen ausencias crónicas cada año, con “consecuencias devastadoras”, y el problema es mayor en estudiantes de bajos recursos.

El Departamento de Educación no tiene por ahora cifras fiables sobre cómo afecta el ausentismo escolar a los estudiantes de minorías,  pero prevé divulgar un informe detallado de cada distrito escolar este verano.

La agencia tampoco tiene datos precisos sobre si, como han indicado informes de prensa, las redadas de principios de año por parte de la Oficina de Inmigración y Aduanas (ICE), han provocado ausentismo de estudiantes latinos.

Lo cierto es que, según las autoridades,  tan sólo dos ausencias por mes o 18 días por año escolar –o el 10% del año lectivo-, tiene un efecto nocivo para los estudiantes.

Te puede interesar: Desde EEUU a Japón: cómo latinos logran estudiar sin fronteras

AdCouncilImage

A través de los años, diversos estudios han vinculado el ausentismo crónico con la deserción escolar. La mitad de los jóvenes que empiezan a tener problemas para graduarse a tiempo están en 65 distritos escolares en el país, y “el ausentismo escolar es con frecuencia la primera alerta”.

Por ello, la Casa Blanca y el Departamento de Educación han lanzado la “Iniciativa de Mentores Exitosos” que, dentro de la iniciativa “My Brother´s Keeper” (MBK) de 2014, permitirá que los maestros de sexto a noveno grados sirvan de mentores para reducir las ausencias en las aulas y ofrezcan ayuda a sus alumnos.

La iniciativa de mentores se pondrá en marcha inicialmente en distritos escolares en las ciudades de Boston (Massachusetts), Nueva York, Austin y San Antonio (Texas), Denver (Colorado), Miami (Florida), Filadelfia (Pensilvania), Providence (Rhode Island), y Seattle (Washington).

El segundo componente es la multimillonaria campaña publicitaria “Absences Add Up” (“Las ausencias suman),  a cargo del “Ad Council”,  que estará dirigida a padres de estudiantes desde Kinder hasta el octavo grado, con el sencillo mensaje de que cada ausencia aumenta el riesgo de no graduarse de la secundaria.

Lee además: Empieza la carrera hacia la nueva era en capacidades y empleo

La campaña (Ad Council Campaign One-Pager) estará escalonada en tres fases entre febrero y septiembre próximo, cuando inicie el próximo año escolar, e incluirá anuncios en las paradas de autobuses, colegios, consultorios médicos, barberías, y demás sitios públicos.

La idea es advertir a los padres de familia de que toda ausencia cuenta y afecta el rendimiento académico de sus hijos, que faltan a la escuela incluso por no tener transporte o por tener que quedarse en casa para cuidar a hermanos menores.

Así, la campaña cuenta con una página web en la que los padres de familia pueden obtener consejos sobre cómo resolver el ausentismo escolar causado por problemas familiares o de salud, mal rendimiento académico, falta de interés en las clases, acoso de otros alumnos, y carencias en el hogar, entre otros.