Estremecedor mensaje en Facebook tras liberación de acusado en caso Llenas Aybar

Las dudas continúan rodeando el asesinato -hace 20 años- del menor dominicano
Estremecedor mensaje en Facebook tras liberación de acusado en caso Llenas Aybar

Un día después de cumplirse 20 años del asesinato del niño José Rafael Llenas Aybar (12), uno de los sentenciados por el crimen que conmocionó a Quisqueya  salió en libertad.

Juan Manuel Moliné Rodríguez, condenado a 20 años de prisión por complicidad en el asesinato de Llenas Aybar, ocurrido el 4 de mayo de 1996, saldrá a las calles de Santo Domingo este jueves.

El menor -de clase media alta- murió por las 34 puñaladas que recibió.

La noticia de su liberación -porque extinguió la condena- se regó como pólvora por redes sociales, siendo uno de los temas más comentados por los dominicanos estos días.

En un emotivo mensaje publicado en Facebook, Karla Llenas Aybar, hermana de José Rafael manifestó: “Hace 32 años llegaste para ser mi hermanito, mi cómplice y lo hiciste de manera grandiosa por 12 años. Fuiste el mejor hermano que alguien pudiese tener… Pero justo cuando comenzaba nuestra complicidad, cuando dejábamos de pelear para unir nuestras fuerzas te arrebataron de mi vida dejando un hueco profundo en mi corazón. No puedo creer que ya han pasado 20 años y mucho menos que ya uno de los que se ocupo de quitarte la vida haya cumplido su condena tan rápido”.

Moliné Rodríguez había solicitado la variación de la prisión por libertad condicional en dos ocasiones. En septiembre del 2006, la Cámara Penal de la Suprema convirtió en irrevocable la sentencia de 20 y 30 años para Moliné Rodríguez y Redondo Llenas, respectivamente.

El  4 de mayo de 1996 es una fecha que marca un antes y un después para la sociedad dominicana que fue testigo del horrendo crimen. Llenas Aybar, el niño desaparecido que todos buscaban, había sido asesinado de 34 puñaladas por su único primo hermano Mario José Redondo Llenas, de 19 años, y su cómplice, Moliné Rodríguez, de 18 años.

Su cuerpo fue encontrado envuelto en cinta adhesiva, con manos y pies atados, en Arroyo Lebrón, próximo a una finca ubicada en el kilómetro 24 de la autopista Duarte, en la capital dominicana.

Los investigadores hallaron una libreta con un número telefónico que los condujo al primer sospechoso, Moliné Rodríguez. Horas más tarde, fue apresado su amigo, Redondo Llenas.

La telaraña de dudas que envuelve este caso quizás es una de las razones principales de por qué los dominicanos no han logrado olvidarlo.

En un inicio, los acusados declararon que habían secuestrado al menor para pedir un rescate de $10 millones de pesos, unos $625,000, pero ellos nunca pidieron un rescate.

Los estudios médicos, aparentemente, no se realizaron correctamente, y los policías que manejaron la prueba extraviaron la vestimenta de la víctima. Para empeorar la situación, la forma en que fue apuñalado en la espalda, podía corresponder a alguna especie de ritual satánico, algo que tampoco fue determinado.

En el caso fueron investigados el esposo y el hijo de la entonces embajadora argentina Teresa Meccia, luego de que el condenado Redondo Llenas involucró durante el proceso al marido de la entonces funcionario, Luís Palmas de la Calzada, y a uno de sus hijos, Martín. Los testimonios incluyeron acusaciones de tráfico de drogas y armas, prácticas sexuales con menores y hasta ritos satánicos.

El 8 de agosto de 1996, el presidente argentino Carlos Menem, destituyó y retiró la inmunidad a su embajadora que gozaba de la alta estima y amistad del entonces presidente dominicano Joaquín Balaguer.  El 15 de agosto, un día antes del cambio de gobierno, ella y su marido se fueron a Argentina.

A Redondo Llenas, le faltan cumplir 10 años de cárcel de los 30 que le impusieron.