Escultor del toro de Wall Street lanza cruzada legal contra “la niña sin miedo”

Arturo Di Modica quiere que se retire la escultura del Bajo Manhattan
Escultor del toro de Wall Street lanza cruzada legal contra “la niña sin miedo”
La "Niña Valiente" fue instalada por la compañía State Street Global Advisors.
Foto: Drew Angerer / Getty Images

“La Niña Valiente” (“Fearless Girl”), la estatua de bronce colocada frente al emblématico “Toro Embistiendo” (“Charging Bull”) en el parque Bowling Green del Distrito Financiero de Manhattan, se ha convertido en un auténtico icono del valor y el poder de la mujer en la sociedad actual.

Inaugurada el 7 de marzo de este mismo año con motivo del Día Internacional de la Mujer, esta “pequeña sin miedo” se ganó rápidamente el afecto de todos los neyorquinos… menos de uno.

Arturo Di Modica, el escultor italiano que forjó la estatua del toro más conocido de la Gran Manzana, ha asegurado hoy en una rueda de prensa que la nueva compañera de su obra “corrompe la integridad artística de su creación“.

Para él, informa el Washington Post, la niña no es más que una estrategia publicitaria de State Street Global Advisors, la compañía centrada en cuestiones de género que encargó la fabricación de la estatua.

La autora de la escultura “Niña Valiente” es Kristen Visbal.

Rodeado de sus abogados, Di Modica anunció en la rueda de prensa que demandará a dicha empresa por violar su marca y sus derechos de autor. Sin embargo, según el New York Post, el artista no emprenderá acciones legales si se retira la estatua o se la cambia de lugar. “No estoy en contra de las mujeres, sino de este truco publicitario“, afirmó el italiano al Post.

Di Modica también informó que había presentado varias peticiones de Ley de Libertad de Información (FOIL) para descubrir si la Oficina de Coordinación de Eventos en la Ciudad del Alcalde o la Oficina de Permisos para la Coordinación y Gestión de Actividades de Calle tuvieron algo tipo de trato o comunicación con State Street antes de la colocación de la estatua.

No es la primera vez que el artista italiano muestra su rechazo hacia la pequeña niña de bronce; de hecho, el escultor se opuso radicalmente a la campaña ciudadana que pedía al alcalde de Nueva York, Bill de Blasio, mantener la estatua hasta abril de 2018. En esa ocasión, Di Modica perdió; sin embargo, no sabemos cuál será el desenlace de esta nueva batalla artística y legal.

Alrededor de la web