‘Carwasheros’ ganan batalla legal para regular su industria

La llamada Ley de Responsabilidad de Lavado de Autos entrará en vigor y dará más protección a empleados, clientes y al medio ambiente
‘Carwasheros’ ganan batalla legal para regular su industria
Archivo

Luego de más de dos años de batallas legales para implementar en Nueva York regulaciones a la industria de lavado de carros, una corte favoreció a los carwasheros y autorizó la entrada en vigor en la Gran Manzana de la Ley de Responsabilidad del Lavado de Autos.

Así lo anunció este jueves el alcalde Bill de Blasio, tras explicar que la nueva normativa, que había sido aprobada por el Concejo Municipal en el 2015 y que era objeto de análisis en la corte, concede licencia y autoridad al Departamento de Asuntos del Consumidor (DCA) para regular los lavaderos de carros, protegiendo con nuevos elementos legales a los trabajadores.

“Esta es una victoria para los trabajadores, los consumidores y el medio ambiente”, aseguró el mandatario. “Ahora tenemos las herramientas necesarias para hacer cumplir las protecciones para los consumidores y los trabajadores de lavado de autos, que durante demasiado tiempo han sido vulnerables a los malos tratos. Mi promesa a los neoyorquinos es simple: haremos todo lo que podamos para asegurar que reciban el trato y las protecciones que merecen”.

La presidenta del Concejo, Melissa Mark-Viverito, insistió en que la Ciudad seguirá defendiendo los derechos de los lavadores de autos que trabajan en los cinco condados y aplaudió el fallo judicial.

“Nuestra Ley de Responsabilidad de Lavado de Autos trae protección necesaria a los trabajadores y consumidores de la ciudad de Nueva York y el medio ambiente, y nos complace que nuestra legislación entre en vigor”, recalcó la líder política.

La comisionada del Departamento de Asuntos del Consumidor Lorelei Salas, manifestó que con la autoridad para otorgar licencias, esa agencia ahora podrá ayudar a los clientes de lavado de autos, a los propietarios y trabajadores.

“Al requerir que los lavados de automóviles tengan una licencia del DCA, podemos asegurar que todas estas empresas operativas estén al tanto de las leyes de protección del consumidor, laboral y ambiental que se aplican a ellas”, dijo la Comisionada.

Los operadores de lavaderos de autos también tendrán que mantener fondos autorizados para cubrir eventuales juicios por robo de salarios y reclamos y obligaciones del consumidor con la Ciudad y de paso la ley advierte que el DCA puede negarse a otorgar licencias a solicitantes que carezcan de buen carácter, honestidad e integridad. El costo de las licencias será de $550 por dos años.

La normativa también determina requisitos de protección ambiental sobre descarga de aguas residuales de las aguas subterráneas y la descarga de materiales y sustancias en el alcantarillado público para proteger el suministro de agua de la ciudad.

Alrededor de la web