Porsche Cayenne Turbo 2018 SUV con 550 caballos de fuerza

Tras su debut en el Auto Show Frankfurt, el Porsche Cayenne Turbo 2018 de nueva generación, se coloca como modelo de más alas prestaciones en toda la familia de SUVs del fabricante de Stuttgart. Esta variante completamente nueva de la…
Sigue a El Diario NY en Facebook

Tras su debut en el Auto Show Frankfurt, el Porsche Cayenne Turbo 2018 de nueva generación, se coloca como modelo de más alas prestaciones en toda la familia de SUVs del fabricante de Stuttgart.

Esta variante completamente nueva de la tercera generación del Porsche Cayenne, con un motor V8 biturbo que genera 550 caballos de fuerza, (404 kW) y 567 libras de torsión por pie lineal, mejora las cualidades de manejo deportivo.

Todo esto se logra gracias a la combinación de innovadoras tecnologías, como la aerodinámica activa en la que se incluye spoiler trasero de techo, suspensión neumática de tres cámaras, neumáticos de diferente tamaño en cada eje y nuevos frenos de alto rendimiento.

Además del amplio paquete de equipo estándar, la Porsche Cayenne Turbo 2018 está disponible con opciones adicionales, entre las que destacan el eje trasero direccional o el control dinámico de chasis con un potente sistema eléctrico de 48 voltios, con lo que ofrece una experiencia de manejo auténticamente deportiva, aun en un SUV.

Acoplado a la transmisión automática Tiptronic S de ocho velocidades el nuevo Porsche Cayenne Turbo 2018 acelera de 0 a 60 millas por hora en 3.9 segundos (0 a 100 km/h en 4,1 segundos) y en 3,7 segundos con el Paquete Sport Chrono. La velocidad máxima es de ) y consigue una velocidad máxima de 177 millas por hora (286 km/h), electrónicamente controlada.

Porsche Cayenne Turbo 2018m Diseño aún más afilado

Con un exclusivo frontal y los faros LED del Porsche Dynamic Light System (PDLS), el Porsche Cayenne Turbo tiene una apariencia tan dominante como personal. De noche, destaca del resto de los Cayenne por su doble fila de módulos en las luces delanteras.

El lateral se caracteriza por las llantas Turbo de serie de 21 pulgadas, especialmente reservadas para este modelo, y por unos pasos de rueda ensanchados.

Las salidas de escape dobles, específicas para este modelo, destacan en la parte trasera, mientras que las molduras de las puertas y el faldón trasero están pintados en el color de la carrocería.

El interior, completamente nuevo, demuestra el mayor abanico de posibilidades del Cayenne Turbo: más deportividad y más confort, al mismo tiempo.

Todas las funciones del vehículo se pueden ver y manejar utilizando la pantalla táctil de alta resolución del Porsche Advanced Cockpit. Por ejemplo, el Sistema de Sonido BOSE® Surround de 710 vatios, que forma parte del equipamiento estándar.

El conductor y los pasajeros disfrutarán con unos asientos deportivos que tienen 18 posibilidades de ajuste. Los reposacabezas integrados son una característica nueva y también se inspiran en los del Porsche 911.

Todos los asientos y el volante deportivo multifunción con su exclusivo diseño Turbo vienen calefactados de serie.

Porsche Cayenne Turbo 2018, potencia y eficiencia

En el corazón del nuevo Porsche Cayenne Turbo 2018 encontramos el también nuevo motor V8 de 4.0 litros con doble turbocompresor.

Este motor, con sus 550 caballos de fuerza, supera al modelo que reemplaza en 30 caballos, acoplado a la nueva transmisión Tiptronic S de ocho velocidades que convierte en aceleración y velocidad la fuerza del motor a través del sistema de tracción integral activa Porsche Traction Management (PTM).

Como es característico en las nuevas generaciones de motores, los turbocompresores están situados en el interior de la “V” formada por los cilindros.

Al acortarse el recorrido de escape entre las cámaras de combustión y los turbos la respuesta del motor es más inmediata y, además, ese esquema de turbos en el centro también mejora significativamente la entrega de potencia.

Otra ventaja es la construcción más compacta del motor, lo que permite colocarlo en una posición inferior, aportando así un efecto positivo en el comportamiento dinámico: el centro de gravedad está más bajo y la precisión en curvas es mayor.

Chasis activo y suspensión neumática

El nuevo chasis ligero del Porsche Cayenne Turbo 2018 combina lo mejor de tres mundos: la precisión de un deportivo, el confort de una berlina y la adaptabilidad de un todoterreno.

La combinación de la suspensión neumática de tres cámaras con el sistema de amortiguadores activos PASM amplía considerablemente los diferentes tipos de uso.

El concepto de neumáticos diferenciados en cada eje, con unas dimensiones estándar de 285/40 para el delantero y de 315/35 para el trasero, proviene de los deportivos y consigue una transmisión de potencia longitudinal y transversal aún mejor.

En el diseño de la suspensión neumática adaptativa de tres cámaras de aire, el chasis puede tener diferentes mapas de amortiguación.

Hay seis niveles de altura para seleccionar, con los que la distancia libre al suelo se puede regular manualmente para adaptarla al manejo off-road.

También se pueden controlar activamente por medio de los cinco programas de conducción, tanto para carretera como fuera de ella.

Complementado con las opciones del eje trasero direccional, el sistema de control dinámico de chasis Porsche Dynamic Chassis Control (PDCC) conectado a una batería de 48 voltios y el Porsche Torque Vectoring Plus (PTV+), el nuevo Cayenne Turbo consigue el dinamismo propio de un deportivo.

Al mismo tiempo, su versatilidad para el uso diario ha mejorado no sólo en cuanto al aparcamiento y las maniobras de giro, sino también en el nivel de confort.

Porsche Cayenne Turbo 2018, 1er. SUV con spoiler adaptativo

El nuevo Cayenne Turbo 2018 es el primer SUV que tiene un spoiler de techo adaptativo como parte de la aerodinámica activa.

Dependiendo de la posición, optimiza la eficiencia, incrementa la carga aerodinámica en el eje trasero o acorta la distancia de frenado a alta velocidad, esto último con el ángulo adecuado para ejercer de aerofreno.

En este caso, si se frena a fondo a desde una velocidad de 156 millas por hora (250 km/h), el SUV se para por completo hasta dos metros antes.

Este sistema aerodinámico complementa el efecto de los nuevos Frenos Porsche de Superficie Recubierta y altas prestaciones (Porsche Surface Coated Brake, PSCB), que son parte del equipo estándar y se ocupan de la deceleración del Cayenne Turbo.

La capa de carburo de tungsteno aplicada sobre los discos de acero aumenta en rendimiento de los frenos y su resistencia a la fatiga, mientras que reduce la cantidad de polvo que se genera en la frenada, disminuyendo la suciedad en las llantas.

El sistema de frenos superior sigue siendo el cerámico Porsche Ceramic Composite Brake (PCCB), disponible en opción.

La Porsche Cayenne Turbo 2018 saldrá a la venta a finales de 2018 con un precio base de $124,600 antes del cargo por distribución y entrega de $1,050, lo que la coloca muy por encima de la Jeep Grand Cherokee Trackhawk que probamos recientemente en New Hampshire y tiene un costo máximo apenas los $100,00, pero tiene 707 caballos de fuerza.

¿Valdrá la pena pagar casi $25,000 más por un auto con 140 caballos de fuerza menos solo porque lleva el nombre Porsche?

Habrá que esperar la respuesta para cuando tengamos la oportunidad de manejarla.