Dos adolescentes fueron a escondidas a una fiesta, pero su osadía se volvió una pesadilla

Un "amigo" engañó a las adolescentes de 14 y 15 años de edad, que fueron rescatadas tras una audaz acción
Dos adolescentes fueron a escondidas a una fiesta, pero su osadía se volvió una pesadilla
El NYPD logró rescatar a las adolescentes.
Foto: Eduardo Munoz Alvarez/Getty Images

Un par de jóvenes que salieron de fiesta a escondidas de sus padres, en el condado de Ulster, en Nueva York, fueron rescatadas el sábado de una casa “de los horrores”, donde sus captores querían prostituirlas.

La historia comenzó el martes pasado, reportó el New York Post, las adolescentes de 14 y 15 años de edad, decidieron ir de fiesta, pero fueron llevadas por un grupo de pandilleros a una casa donde las mantuvieron secuestradas.

Uno de los padres de las jóvenes publicó en su cuenta de Facebook que los elementos del NYPD habían rescatado a las jóvenes. “¡¡Encontraron a mi niña!!”, escribió Joseph Newton, quien también compartió en su perfil los carteles para intentar ubicar a las amigas.

El hombre le había notificado a la Policía la posible ubicación de las menores, luego de que su hija, la más joven de las víctimas, lograra enviarle un “toque” por esa red social, y de esa forma se ubicó con GPS el celular de la adolescente.

Las chicas fueron secuestradas en El Bronx y llevadas a la casa en Ulster por alguien en quien confiaban, a una supuesta fiesta, donde no sólo se divertirían sino que, sin saberlo, serían prostituidas.

El inmueble, ubicado en 717 de la Avenida Snedicker, es una derruida casa de dos pisos rodeada con una puerta de hierro, en donde fueron detenidos Rudy Rocker, de 18 años de edad; Donald Jackson, de 20, y Nebahate Derisa, de 19, todos acusados por intento de tráfico sexual.