Exigen en corte que Administración Trump presente documentos sobre el fin de DACA

La defensa presentó argumentos legales ante la Corte de Apelaciones para que ordene al Gobierno entregar toda la evidencia para cancelar el alivio migratorio
Exigen en corte que Administración Trump presente documentos sobre el fin de DACA
El abogado Joshua Rosenthal y la Dacamentada Carolina Fung feng, tras salir de la cita en la Corte de Apelaciones

El próximo 5 de marzo vence la fecha dada por el Gobierno Federal para acabar con el programa de DACA, aprobado por la Administración Obama, que protegía a unos 800,000 ‘soñadores’ que llegaron al país siendo menores.

Y como parte de la lucha judicial de los jóvenes inmigrantes para que el alivio migratorio se mantenga, aduciendo que la Administración Trump le puso fin de manera arbitraria, este jueves se realizó una nueva audiencia ante la Corte de Apelaciones, en la cual Joshua Rosenthal, el abogado que lleva el caso, presentó argumentos legales y solicitó a los jueces que se ordene al Gobierno entregar todos los documentos relacionados con la cancelación del beneficio migratorio.

Rosenthal, que pertenece al National Immigration Law Center, afirmó que esos documentos permitirán a la corte de Distrito que lleva el caso tener más evidencia que comprobaría la manera ilegal en como la Casa Blanca acabó con DACA.

“En el curso normal del litigio de esta demanda, nosotros pedimos que se pongan a disposición ciertos de documentos y hechos, y el Gobierno no lo quiere hacer. Necesitamos que sean considerados para que se miren esos hechos y se vea que acabar con DACA fue una decisión arbitraria y así se puede emitir una resolución justa sobre el restablecimiento del programa, antes del 5 de marzo”, aseguró el abogado.

“Hoy argumentamos eso y los jueces estuvieron muy interesados en el caso y muy involucrados sobre la importancia de este asunto y saben que necesitamos movernos rápido para enviar este caso a la corte de Distrito”.

Rosenthal le explicó a los jueces de la Corte de Apelaciones que para determinar si el final de DACA fue legal, es importante que la Corte de Distrito de Brooklyn, que lleva el caso, tenga todos los elementos, que en su opinión, demuestran que el gobierno actuó de “manera arbitraria”.

“El gobierno está tratando de decir que ellos no necesitan presentar ninguna información adicional y que deben confiar en que lo que dieron es suficiente, pero nosotros queremos asegurarnos de que se tenga acceso a todos los documentos y puedan tener una idea completa de todo para que la corte reconozca que el final del programa fue arbitrario y causa daño a muchas personas”, agregó el abogado.

Carolina Fung feng, uno de los 800,000 “soñadores” que está en vilo tras la cancelación de DACA, se mostró optimista con la futura respuesta de la Corte de Apelaciones.

“Los jueces hoy día tomaron nuestro caso en serio y están presionando a ambos lados para que dé una respuesta adecuada a favor de las personas que estamos impactadas por el fin del programa de DACA”, aseguró la costarricense, quien llegó a Nueva York cuando tenía 12 años, y espera que el Congreso finalmente apruebe una ley que la saque de las sombras y de estos litigios legales. “Han sido 16 años que no he visto a mi familia y quiero exigir al Gobierno que tome acción ahora porque muchos dependemos de esta protección que DACA ofrece. Ellos deben aprobar un acta de Sueño limpia y justa y ese sería el mejor regalo de Navidad que podrían darnos”.

El abogado Joshua Rosenthal y la Dacamentada Carolina Fung feng, tras salir de la cita en la Corte de Apelaciones

Por su parte, en la presentación de argumentos legales, el representante del Gobierno defendió la autoridad que la Administración Trump tienen para acabar con el programa de DACA en cualquier momento y fueron enfáticos al afirmar que no necesitan presentar más documentos ni evidencias, pues defienden que han actuado apropiadamente.

Se espera que la Corte de Apelaciones emita su posición sobre la petición antes de que se acabe el año. De no ser así, el próximo 18 de enero, cuando está programada la próxima audiencia en la corte de Brooklyn, el Gobierno no estará obligado a presentar la documentación que la defensa de los “soñadores” exige y el juez podría emitir un pronunciamiento.