¿Comprar o rentar un auto? Te decimos qué te conviene

Si no puedes comprar un auto, aquí te decimos las ventajas que puedes encontrar en la renta o leasing
¿Comprar o rentar un auto? Te decimos qué te conviene
Imagen ilustrativa
Foto: Pixabay

Comprar un vehículo es uno de los objetivos que prácticamente cada persona se pone cuando inicia su vida laboral, sin embargo, en el camino se pueden encontrar varios obstáculos que pueden evitarlo y quizá el arrendamiento sea la mejor opción que nos queda.

La renta o alquiler puede ir desde un servicio privado por viaje que incluye al chofer, como lo ofrece Uber en casi todo el mundo o bien, rentar un auto a largo plazo en un sitio especializado.

La primera ventaja que podemos encontrar es que de entrada no tenemos que pagar un enganche por el auto ni recurrir a créditos por conducir y que los pagos serán fijos cada semana o mes, según sea el acuerdo que tomemos.

Te recomendamos: Las 5 cuentas de autos más populares de Instagram

Obviamente existe la ventaja de cambiar de vehículo cada vez que queramos, según nuestro presupuesto, mismo que tampoco se verá afectado por el pago de un seguro, que más bien se traduce en un depósito que se te devolverá cuando regreses el automóvil.

El llamado leasing te permite prácticamente hacerte de un vehículo, con la salvedad clara de que tú no eres el dueño, sino un arrendatario.

Este “arrendamiento puro” también te puede permitir la opción de quedarte con el auto que originalmente alquilaste por un pago de “diferencia” al final del contrato o bien renovar este convenio con cuotas más bajas.

También te interesará: 5 ventajas de comprar un auto usado

Estas dos opciones se dan con los convenios de un año como mínimo y como decíamos al final se puede renovar, adquirir o bien, cambiar por un auto nuevo con las mismas ventajas.

Tomando en cuenta que la mayor desventaja es que no eres dueño del auto, aquí te damos ventajas veloces del leasing.

1- Tú no sufres la depreciación ni te descapitalizas.

2- Puedes tener un automóvil nuevo cada 12 meses.

3- Las cuotas de renta pueden bajar cada 12 meses si te quedas el mismo auto.

4- Puedes adquirir el vehículo rentado una vez terminado el contrato a un precio menor.

5- Puedes deducir impuestos (en algunos países) por este tipo de servicio.

 

 

 

?>