Evidencia en la corte confirma que supremacista quería matar a hombres negros en Nueva York

En la confesión, dijo que era nazi y también odiaba a musulmanes y judíos
Evidencia en la corte confirma que supremacista quería matar a hombres negros en Nueva York
James Harris Jackson
Foto: CAPTURA NY1 NEWS

Una escalofriante confesión en video del supremacista blanco James Harris Jackson presentada ayer en la corte confirma que asesinó a Timothy Caughman porque era negro y buscaba más víctimas de esa raza en Nueva York.

En el video, Jackson admitió con orgullo que mató a Caughman en marzo de 2017 en Manhattan porque despreciaba su color.

“Al igual que sacar la basura, casi”, dijo Jackson en la confesión, llena de racismo y odio, grabada poco después del crimen.

“Obviamente, quería matar a hombres negros exitosos con trajes, o matones bulliciosos, los tipos que pueden (tener relaciones con) mujeres blancas de alta calidad, básicamente”, dijo el veterano del ejército en la cinta, citada por NY1 News.

Jackson, quien tenía 28 años en ese momento, le dijo a NYPD que había viajado desde su casa en Baltimore a Nueva York en una misión de asesinato y que se había entrenado para ello.

Afrimó que estaba buscando enviar un mensaje a los estadounidenses, especialmente a los blancos, de que las relaciones interraciales eran incorrectas.

“Consideré esto como un ataque terrorista doméstico contra la comunidad afroamericana, y más allá de eso, realmente un ataque contra la mezcla interracial moderna”, dijo el supremacista blanco.

Caughman, un indigente de 66 años, fue una víctima elegida al azar. Estaba recogiendo latas en West 36th St. cuando Jackson lo apuñaló varias veces con una mini espada.

Jackson se entregó después de que la policía divulgó un video de vigilancia que lo mostraba como sospechoso. En la confesión dijo que era nazi y también odiaba a los musulmanes y judíos.

Agregó que podría haber matado a muchos otros hombres negros ese día en Times Square y Central Park, pero temía que lo atraparan porque había testigos.

Parientes de Caughman estuvieron ayer en el tribunal mientras se reproducía el video durante una audiencia preliminar.

Los abogados de la defensa de Jackson argumentan que el video no debe permitirse como evidencia. Dicen que los detectives engañaron a su cliente para que confesara sin tener un abogado presente. Un juez decidirá sobre la moción en una fecha posterior.

Jackson enfrenta cargos de asesinato y terrorismo y podría pasar el resto de su vida en prisión si es declarado culpable. Su juicio está programado para comenzar en enero.

Timothy Caughman tenía 66 años