Video: Maestra y enfermera de colegio arrastran por la escalera a niño autista

El pequeño Thatcher estudia sexto grado en una escuela de Lexington, Kentucky, en donde recibió malos tratos por parte del personal del colegio
Video: Maestra y enfermera de colegio arrastran por la escalera a niño autista
La maestra le dijo a la madre que su hijo había sufrido un accidente.
Foto: YouTube

Triste escena la que le ha estado dando la vuelta gracias a las redes sociales y distintas cadenas de televisión, quienes han levantado la voz para defender a un pequeño niño autista llamado Thatcher, quien ha sido víctima de abuso y maltrato por parte del personal de su colegio.

Thatcher estudia sexto grado en la  Escuela Intermedia Tates Creek en Lexington, Kentucky. Hace unos días, su maestra le envió un mensaje a su madre. Jo Grayson, para alertarle acerca de un problema que hubo en la escuela y en el que supuestamente, estuvo involucrado.

“La enfermera y yo tuvimos que ayudarlo físicamente a levantarse del suelo del gimnasio. Él no se movía y otros niños intentaban jugar. Me disculpo si él tiene marcas en él”, es lo que decía el mensaje de la maestra.

Preocupada por las marcas en el cuerpo de su hijo y porque se le hizo muy raro el mensaje de la maestra, Jo pidió a las autoridades escolares poder revisar el video de las cámaras de seguridad para saber qué había ocurrido y tristemente descubrió el maltrato del que fue víctima su hijo cuando vio cómo su maestra y una enfermera de la escuela lo arrastran por uno de los pasillos, junto con su perro guía.

“Simplemente no entiendo cómo alguien puede hacerle esto a un niño, y mucho menos a una persona con discapacidades. Quiero que el distrito escolar tome medidas y no solo instale cámaras en cada sala de cada escuela, sino que también capacite a su personal para que sepan cómo manejar a los niños con discapacidades, o situaciones difíciles con niños como Thatcher”,  dijo Grayson a CNN.

Grayson presentó un informe al fiscal de distrito del condado; sin embargo, hasta ahora se encuentra bajo revisión y aún no se ha emitido alguna orden judicial en contra de las agresoras.