La MS-13 en El Salvador tiene cafetales, cultivos de hortalizas y granjas avícolas

Las ganancias por esos terrenos alquilados se sumaban a lo recolectado por la venta de drogas y armas, alega testigo en juicio masivo

 El juicio contra  425 pandilleros de la MS-13 se realiza en San Salvador.
El juicio contra 425 pandilleros de la MS-13 se realiza en San Salvador.
Foto: (La Prensa Gráfica)

EL SALVADOR – El Juzgado Especializado de Sentencia A de San Salvador desarrolló este jueves el octavo día de interrogatorio al testigo Noé, convertido en una pieza clave de la Fiscalía General de la República (FGR) en el juicio contra 425 pandilleros de la MS-13, entre ellos 17 jefes de la pandilla.

El expandillero convertido en testigo, al traicionar a sus compañeros para obtener beneficios judiciales, dijo a preguntas de los fiscales que el programa (varias estructuras) La Libertad de la MS-13, que opera en diferentes partes del departamento con el mismo nombre, tiene cafetales, granjas avícolas y plantaciones de hortalizas que les generan ingresos para financiarse.

Los terrenos, según el testimonio de Noé, son alquilados por la pandilla en los municipios de Nejapa, Zapotitán y San Juan Opico, en especial en las cercanías del sitio arqueológico Joya de Cerén. Con las plantaciones de café obtienen $20,000 al año y otros $10,000 mensuales por el cultivo de hortalizas.

Noé también declaró que los miembros del programa La Libertad fueron entrenados para utilizar fusiles AK-47 y M-16 por dos exsoldados. Unos 200 cabecillas, según la declaración del testigo, fueron capacitados por esos excombatientes de la Fuerza Armada en terrenos ubicados en San Juan Opico.

El juicio está previsto que dure hasta principios del próximo mes.

(Por Mariana Arévalo / La Prensa Gráfica)