Expulsan a un cliente de un restaurante de Miami tras quejarse porque el dueño no llevaba mascarilla: “Fuera, maricón”

Una empleada defendió a su jefe diciendo que no llevaba mascarilla porque se estaba tomando una sopa, algo también prohibido por la ordenanza del condado

Expulsan a un cliente de un restaurante de Miami tras quejarse porque el dueño no llevaba mascarilla: “Fuera, maricón”
Interior del restaurante donde ocurrieron los hechos.
Foto: Google Maps

Un hombre fue expulsado de un restaurante “Toro Loco” de Miami después de que, aparentemente, se quejara porque el dueño del negocio no llevaba mascarilla. El video difundido a través de las redes sociales, aparece el director general Aldo Espinoza insultando al hombre diciéndole “maricón” y obligándole a salir del local.

VER EL VIDEO AQUÍ

“Te estoy diciendo que te pongas la máscara”, dice el cliente, según el video reportado en redes sociales. De fondo se escucha a una empleada que dice que el gerente se estaba tomando una sopa y que, por eso, no llevaba máscara.

Te puede interesar: Cancelan el contrato de arrendamiento a una doctora de Miami por miedo a que contagie el coronavirus en el condominio

La ordenanza del condado obliga a los restaurantes a servir comida para llevar, no para comer dentro del local. Además, obliga a todos los empleados a llevar mascarilla como medida de prevención al brote el coronavirus.

Los hechos ocurrieron en el restaurante “Toro Loco” situado en 13800 SW 8th St, Miami, FL 33184.

El responsable del restaurante, que en ningún momento se puso la mascarilla, pidió encarecidamente que se fuera del lugar, aún estando fuera de la propiedad. Además, una mujer amenazó por llamar a la policía si el hombre no abandonaba esa zona.

Te puede interesar: Los supermercados Publix prohíben a sus empleados protegerse con guantes y mascarillas porque “da mala imagen”

De verdad que los hombrecitos como tú… ¡Dios mío!”, le recriminó Aldo Espinoza.

Otra lamentable situación vivida en un lugar donde, por ley, se requiere que todas las personas lleven mascarilla. La semana pasada, un cliente empezó a insultar a los empleados del supermercado Publix de Miami Beach porque no le dejaban entrar.