¿El aceite de oliva ayuda a perder peso?

El aceite de oliva es un tesoro del mediterráneo considerado oro líquido para la salud, se asocia con grandes beneficios medicinales. Es un gran aliado en la prevención de enfermedades crónicas, sobre todo ayuda a gozar de un peso corporal sano
¿El aceite de oliva ayuda a perder peso?
El aceite de oliva es rico en nutrientes, grasas saludables y es un poderoso agente antiinflamatorio, todos estos factores ayudan a perder peso.
Foto: shutterstock

El aceite de oliva es maravilloso, es uno de los ingredientes más ricos en nutrientes esenciales y es por ello que se relaciona con extraordinarias propiedades terapéuticas. Su proceso de elaboración es tan noble que interviene directamente en sus cualidades, se obtiene moliendo las aceitunas y derivado de un prensado en frío se obtiene este líquido que es oro para la salud. No en vano es considerado uno de los 10 superalimentos más valiosos en todo el mundo y es un elemento fundamental en la dieta mediterránea, es el complemento perfecto para todo tipo de platillos y es considerado el aceite más saludable para cocinar y condimentar todo tipo de comidas. Hablar de los beneficios que aporta el consumo de aceite de olivo es cosa seria, gracias a su riqueza en nutrientes, antioxidantes y grasas saludables se le atribuyen cualidades para proteger la salud cardiovascular, ayuda a disminuir la presión arterial, estimula al sistema inmunológico, mejora la salud digestiva e intestinal, previene la diabetes, agudiza las funciones cognitivas y se le han comprobado beneficios anticancerígenos. 

En los últimos años mucho se ha hablado sobre las inmensas bondades del aceite de oliva para potenciar la pérdida de peso, es por ello que ha formado parte de los ingredientes más importantes en diversas tendencias de alimentación y remedios medicinales. 

El poder del aceite de oliva para bajar de peso:

Es un hecho que el aceite de oliva contiene compuestos que promueven la pérdida de peso y también al ser el ingrediente clave de la dieta mediterránea se asocia con hábitos alimenticios y técnicas de cocina más saludables. Diversos especialistas en nutrición coinciden en que el estilo de vida mediterráneo es una de las mejores corrientes para bajar de peso, prevenir enfermedades y vivir más, esta dieta se inspira en el consumo de alimentos integrales se caracteriza por una abundante ingesta de frutas, verduras, granos integrales, papas, legumbres, nueces y semillas; de manera ocasional se consumen pescados frescos, la carne roja es muy limitada y la grasa principal es por supuesto el magnífico aceite de oliva. 

El aceite de oliva contiene ácidos grasos monoinsaturados (AGMI) que se destacan por contener un enlace de carbono insaturado en su composición química y tienen la peculiaridad de ser líquidos a temperatura ambiente. Estas grasas saludables se relacionan con una larga lista de propiedades terapéuticas, entre ellas beneficios en el peso corporal.

Un estudio con duración de 4 semanas en hombres con sobrepeso y obesidad, reemplazó el consumo de grasas saturadas por grasas monoinsaturadas en la alimentación habitual de dichos candidatos y comprobó que se daba disminución en el peso corporal, todo esto considerando que únicamente se cambió el tipo de aceite, no se realizó ninguna restricción en calorías. A la vez dicho estudio comprobó que las dietas que son ricas en grasas monoinsaturadas previenen el aumento de peso y la acumulación de grasa. 

Sin lugar a dudas una de las más extraordinarias bondades del aceite de oliva se debe a su contenido en triglicéridos de cadena media (MCT), sustancias que se relacionan con jugar un papel activo en la pérdida de peso y el mantenimiento del mismo. Esto se debe a que contienen ácidos grasos que se descomponen rápidamente y esto hace que se absorban mejor por el hígado, en donde son utilizados para ser convertidos en energía.También los triglicéridos de cadena media, aumentan la producción de las hormonas reguladoras del apetito como es el caso del péptido YY, responsable de la sensación de saciedad. A la vez los MCT tienen fomentan la pérdida de peso al aumentar la quema de calorías y grasas en el cuerpo. 

Tips para potenciar su efecto en la pérdida de peso:

Ahora ya lo sabes es un hecho que el aceite de oliva es un buen y fiel aliado para bajar esos kilitos de más, sin embargo existen algunas recomendaciones que lo hacen aún más beneficioso. 

  • El consumo de aceite de oliva deberá ir de la mano con una alimentación equilibrada, de preferencia basada en las bases de la dieta mediterránea. Es la mejor manera de obtener de manera de maximizar sus beneficios nutricionales y medicinales. 
  • Integrar aceite de oliva como parte de un estilo de vida saludable, es el mejor camino para perder peso a largo plazo. Utilízalo como la grasa principal en todos los platillos que prepares.
  • El famoso remedio de consumir un shot de aceite de oliva con jugo de limón fresco por las mañanas es un gran hábito para depurar y limpiar el organismo, gracias a ello se facilita la pérdida de peso. 
  • Una cucharada de aceite de oliva contiene 119 calorías y 13.5 gramos de grasas saludables, es importante vigilar su consumo para que no se aumente la ingesta calórica diaria.
  • Utiliza aceite de oliva extra virgen prensado en frío, es la variante más saludable y un gran aliado para cocinar todo tipo de comidas. Le va de maravilla a sopas, pastas, pizza, vegetales, ensaladas, guisados, pescados y mariscos, olvídate de las salsas cremosas y pesadas