Sangriento partido: golpean brutalmente a niña de 11 años y policía no logra intervenir por trifulca de vecinos en Harlem

Hay varias versiones sobre el confuso incidente sucedido después de un juego de baloncesto

Una niña de 11 años fue abofeteada, golpeada, pateada e incluso alcanzada por una pistola paralizante por otras cinco menores, después de un partido de baloncesto en Harlem, y la policía de Nueva York no intervino.

El polémico hecho, sobre el que hay varias versiones, sucedió alrededor de las 7 p.m. del domingo en East 125th Street cerca de Madison Avenue.

Al menos 20 autos de policía estaban cerca en la calle, pero los agentes dejaron “que la violencia se desarrollara en lugar de hacer su trabajo para romperla”, denunció New York Post.

“Durante la paliza de aproximadamente 4 minutos, los policías se sentaron cerca sin hacer nada (…)  hasta que la niña estaba ensangrentada y magullada”.

Fuentes reportaron que la joven fue tratada en el Hospital Mount Sinai y le dijo a la policía que no conocía a sus atacantes, pero sí dos de sus nombres en las redes sociales.

NYPD cuestionó el relato del que fue testigo el fotógrafo del Post, diciendo que era “completamente inexacto”. El vocero Al Baker detalló que “Los agentes fueron recibidos por una gran multitud mientras intentaban acudir en ayuda de esta persona. Fueron superados en número. Les arrojaron proyectiles. Y se vieron obligados a reposicionar y llamar a todos los recursos disponibles en el área”.

El Departamento también compartió imágenes que, según afirmó, muestran a personas arrojando botellas a los policías que intentaron intervenir, aunque no estaba claro cuándo o dónde se filmó ese video, que no muestra a la niña siendo atacada.

No se sabe si ha habido arrestos en relación a la pelea o los incidentes posteriores narrados por NYPD.

Durante el último mes, el número de detenciones ha caído en casi 60%, según las estadísticas de NYPD publicadas ayer. Ello, en medio de la polémica por las reformas al protocolo y el presupuesto policial, mientras el crimen se ha incrementado, especialmente el uso de armas de fuego.