Remedios matutinos: Vasito de agua tibia con miel, para aumentar las defensas y llenarte de energía

Poderoso y medicinal remedio matutino para iniciar tus días con mucha energía, perder peso, desintoxicar el organismo y mejorar la digestión

Remedios matutinos: Vasito de agua tibia con miel, para aumentar las defensas y llenarte de energía
Un vasito de agua tibia con miel es un gran aliado para fortalecer al sistema inmunológico y prevenir enfermedades.
Foto: C00 License

En los últimos años el uso de remedios naturales ha aumentado su popularidad y es un tema que se relaciona directamente con el crecimiento en la tendencias de nutrición, salud y bienestar, inspiradas en un estilo de vida natural. Con base en ello han salido a la luz todo tipo de remedios matutinos, que son considerados una buena herramienta para potenciar la salud y prevenir enfermedades.

Si bien hoy en día tenemos a la mano muchos remedios que según sus ingredientes se relacionan con específicos beneficios curativos, lo cierto es que existen algunos que son más populares que otros. Tal es el caso del clásico e indiscutible vasito de agua tibia con miel, al despertar.

¿Por qué es tan saludable?

Este sencillo y reconfortante remedio matutino es una maravilla para la salud y te explicaremos las razones a continuación. Durante la noche, en las horas de sueño el cuerpo no sólo descansa y repone energía, es un momento clave para que sus principales órganos y sistemas se depuren. Lo cierto es que en la noche el cuerpo sigue trabajando y se encarga de eliminar toxinas, es por ello que es muy normal que al despertar la orina sea más concentrada y el aliento más fuerte. 

Desde que nos despertamos el organismo empieza a funcionar a otro nivel, es por ello que los remedios matutinos son un poderoso aliado para estimular la salud. De manera natural durante la noche nos sometemos a una especie de ayuno, de tal manera que lo primero que consumes al despertar es importante. Empezar el día con un vasito de agua tibia con miel no sólo es una extraordinaria manera de obtener energía de calidad para iniciar la jornada, se relaciona con maravillosas bondades para la salud. 

1. Estimula la pérdida de peso

Todo lo que podamos decir sobre los beneficios de la miel se queda corto, se trata de un alimento terapéutico con grandes propiedades nutricionales. Es una gran fuente de energía natural para el organismo, lo cual se relaciona con su inigualable contenido en azúcares, ácidos orgánicos (como es el caso del cítrico, láctico y fosfórico), vitaminas (C, B1, B2, B3, B5), ácido fólico, minerales (fósforo, calcio, magnesio, silicio, hierro, manganeso, yodo, zinc, oro y plata), aminoácidos esenciales, esteroles, fosfolipidos, flavonoides, polifenoles y enzimas. Sus beneficios para potenciar la pérdida de peso se relacionan con su valor nutricional, y sus propiedades antiinflamatorias y depurativas. 

2. Mejora la digestión y la salud intestinal

Al combinarse con agua tibia, la miel favorece la actividad del sistema digestivo, esto se debe a que actúa como un suave antídoto que acelera el tránsito intestinal. Al levantarnos tenemos el estómago vacío y es el momento perfecto para llenar de los nutrientes de la miel a la mucosa estomacal e intestinal. Por su parte el agua tibia es de gran ayuda para reblandecer los desechos adheridos en los intestinos, se acelera el tránsito intestinal y se facilita la evacuación. Por otra parte la miel actúa como un buen analgésico y antibiótico natural de tal manera que beneficia condiciones como indigestiones, padecimientos estomacales comunes e infecciones.

3. Aumenta la inmunidad

La miel es considerada un gran aliado para estimular al sistema inmunológico y mantener a raya gripes y catarros. Su gran poder nutricional en antioxidantes, vitaminas y minerales, le confiere un maravilloso poder expectorante y antibacteriano, que se relacionan con grandes beneficios para combatir infecciones virales. De hecho se cuenta con un estudio que avala las cualidades de la miel para matar a diversos tipos de bacterias y microorganismos que causan enfermedades, esto se debe a su contenido en una proteína llamada defensina-1.

4. Regula la glucosa en sangre

Muy al contrario de lo que se podría creer por su dulzura, la miel es un gran aliado para regular los altos niveles de azúcar en la sangre y esto se debe en gran parte a su bajo índice glucémico. A la vez es un alimento que se relaciona con inmensas cualidades para prevenir los procesos inflamatorios que se asocian con la aparición de prediabetes y diabetes. 

5. Mayor hidratación

Iniciar el día con una bebida tibia y reconfortante, llena de nutrientes esenciales y antioxidantes, no solo trae beneficios particulares para la salud. Es el remedio perfecto para hidratar de la mejor manera al organismo después del proceso de ayuno normal, la buena hidratación se relaciona con grandes cualidades para mejorar la digestión, facilitar la evacuación y depuración, proteger al sistema inmune y mejorar la apariencia de la piel.

¿Cómo preparar el agua con miel?

Ingredientes:

  • 500 ml de agua
  • 2 cucharadas de miel cruda
  • 1 limón

Modo de elaboración:

  1. Hierve el agua y viértela sobre una taza grande.
  2. Disuelve la miel hasta que se incorpore perfectamente. Agrega el jugo de limón fresco y consume inmediatamente.
  3. Inicia tus mañanas con este saludable remedio, notarás como se beneficia tu día a día.