Los latinos que trabajan para la Ciudad son los empleados que menos ganan

Llamada a la alcaldía para reformar un sesgo que se califica de histórico

Los latinos que trabajan para la Ciudad son los empleados que menos ganan
Alcaldía de NYC./Archivo
Foto: NYC Mayoral Office

La brecha salarial que existe en EEUU no se detiene en el Gobierno municipal de Nueva York. Los latinos que trabajan para la Ciudad ganan menos que el resto, aproximadamente una media de $8,700 menos al año.

Es uno de los detalles más significativos del primer estudio sobre datos de pagos de plantilla de trabajadores municipales hecho público el jueves. Este estudio se tiene que hacer anualmente como lo ordena una ley de 2018 que se hizo para dar cumplimiento una demanda interpuesta por el sindicato CWA cinco años antes, cuando el alcalde era Michael Bloomberg, por discriminación de paga por razón de género y raza.

El resultado de este primer estudio se ha retrasado en publicarse debido a la COVID.

Los latinos no son los únicos que sufren esta disparidad aunque sí los que lo hacen en mayor medida. Según el análisis anónimo de las nóminas de 180,000 trabajadores en 2018 los hombres ganan $4,500 más al año que las mujeres. Los trabajadores negros y asiáticos ganan unos $7,600 y $6,500 menos respectivamente que los blancos.

El estudio no se centra en los títulos laborales, los años de experiencia, el nivel educativo u otros importantes factores que determinan diferencias. “Pero este análisis nos dice que, en conjunto, la ciudad está pagando más a hombres y empleados blancos”, se explica en él.

Se espera que en próximos informes se recojan más datos. El presidente del Concejo, Corey Johnson, calificó estos datos como “problemáticos” y explicó en un comunicado que justifican la ley que obliga a hacer este estudio.

“Durante demasiado tiempo se han compensado insuficientemente las contribuciones hechas por mujeres y personas de color. Es responsabilidad de todos que nos aseguremos de rectificar estos problemas y eliminar los sesgos y prácticas discriminatorias que contribuyen a las brechas de salarios y oportunidades”, señaló Johnson.

No hay ningún estudio que hable de igualdad en estos términos en este sentido. La brecha de género, racial y étnica es un problema. Las mujeres en Nueva York ganan casi $7,000 menos que sus pares (0.88 centavos por cada dólar que ganan ellos) y la situación es peor en el caso de las mujeres latinas y negras que ganan como media $30,023 y $24,360 menos respectivamente que los hombres blancos.

Precisamente el jueves se señaló una vez más en el calendario el hecho de que las latinas tengan que trabajar hasta ese momento para ganar lo  mismo que los hombres blancos en 2019. Las mujeres latinas ganan 55 centavos por cada dólar que ganan los hombres y eso les obliga a trabajar casi 22 meses más que ellos para ganar la misma cantidad.

“Como una de las dos latinas en el concejo de la ciudad, entiendo de primera mano los desafíos a los que se enfrentan demasiados neoyorquinos para hacerse valer y por sus medios de vida, e imploro al concejo a que se tome seriamente la cuestión de la paridad en el salario y se empiece a hacer el trabajo necesario para ello inmediatamente”, señaló en un comunicado la concejal Carlina Rivera.

Gloria Middleton, presidenta de CWA Local 1180 lamentaba la historia racista en la ciudad y el país. “El sesgo sistémico en una ciudad que el alcalde califica de progresista es inaceptable”, criticaba antes de pedir a Bill de Blasio a que se comprometa seriamente a arreglar este problema.