Mujer de 35 años violó a menor de 17 años varias veces; su esposo los descubrió en la bañera

El caso contra Amanda Katherine Steele tomó un nuevo giro luego de que su hoy exesposo la sorprendiera con el adolescente en actos sexuales en el baño y la denunciara

Mujer de 35 años violó a menor de 17 años varias veces; su esposo los descubrió en la bañera
Imagen ilustrativa de unas esposas.
Foto: Bill Oxford / Unsplash

La mujer de 35 años acusada de abusar sexualmente de un adolescente de 17 años en Idaho cumplirá solo 90 días en la cárcel sentenció un juez este martes.

Amanda Katherine Steele, residente en Soda Springs, llegó a un acuerdo con las autoridades bajo el que admitió culpabilidad en junio pasado.

A raíz del convenio con la Fiscalía, Steele no figurará en la lista de ofensores sexuales.

El juez del caso Darren Simpson además determinó que la mujer deberá cumplir siete años en probatoria y 300 horas de servicio comunitario, además de pagar unos $4,671 dólares en multas y penalidades.

Si la acusada no sigue las disposiciones de sentencia, la misma podría ser revisada y enfrentaría hasta 10 años de cárcel, según el reporte de KNEWZ esta semana.

Steele se declaró culpable este verano de dos cargos de causar daños a un menor. Inicialmente, enfrentaba tres cargos de agresión sexual a un menor mediante conducta lasciva.

Su esposo la descubrió en actos prohibidos

La investigación del caso arrojó que la mujer, que al momento de los delitos estaba casada, mantuvo relaciones sexuales con el adolescente de 17 años en su casa y en la del joven en el 2016.

Según la prueba, el menor incluso cortó clases y el programa de Seminario de la Iglesia Mormona para tener sexo con la adulta en múltiples ocasiones.

El adolescente indicó a investigadores que varios de sus amigos mantuvieron relaciones sexuales con la abusadora, pero estas alegaciones no fueron probadas.

El reporte del Daily Mail indica que fue el suegro de la acusada quien acudió a las autoridades luego de verla con un grupo de jóvenes.

Posteriormente, en el 2019, el esposo de la pervertida la sorprendió en la bañera con la víctima.

La investigación del caso se estancó en la primavera del 2018 por testimonios inconsistentes de las partes en el caso.

La prueba fue revisada un año después a raíz de que el hoy exesposo acudió a las autoridades por el incidente en el baño.