No hay detalles de la pesquisa contra “jueza hot” colombiana, pero sí de su corsé de encaje rojo en Instagram

Vivian Polanía Franco no conoce la palabra "censura" cuando se trata de mostrar su cuerpo

La jueza colombiana Vivian Polanía Franco se ha vuelto popular en Instagram, en parte, por su rutina "fitness".
La jueza colombiana Vivian Polanía Franco se ha vuelto popular en Instagram, en parte, por su rutina "fitness".
Foto: Theo Wargo / Getty Images

Sobre los resultados de la pesquisa administrativa contra la jueza colombiana Vivian Polanía Franco a la que “juzgan” sus superiores por supuestamente comprometer la administración de la Justicia con sus explícitas fotos en redes no hay información relevante al momento.

A más de dos meses de que iniciaran las indagaciones por parte de miembros de la Sala Jurisdiccional Disciplinaria del Consejo Seccional de la Judicatura, no se tienen detalles de la conclusión de la pesquisa; o al menos, no ha trascendido a los medios.

Lo que es evidente en la cuenta de Instagram de la magistrada son las fotos sexi y con poca ropa que continúa compartiendo en pleno desafío al llamado de atención que le hiciera el alto mando de la Rama que representa.

Polanía Franco, jueza Primera Penal Municipal con funciones de control de garantías ambulante en Cúcuta, debe conocer muy bien las implicaciones de la palabra censura, pero en cuanto a su rutina diaria, esa palabra es disonante, a juzgar por las publicaciones que comparte a diario en su cuenta en la red social, donde suma más de 183,000 fans.

Esta semana, la colombiana, asidua al “Crossfit”, se ha dejado ver en corsé de encaje rojo y negro desde su cama, en “topless” e hilo dental.

La también apodada “jueza hot” o “jueza fitness”, que parece celebrar su tonificado cuerpo con cada publicación, también dedica tiempo a darse la “rodadita” (paseo) a pesar de la cuarentena, según reveló en su más reciente publicación en la red.

“Siiii ayer me di la rodadita después de mucha cuarentena, rodar es vivir, trasnochada, pero feliz!!! #bunny #sexyred #harleydavidson #hareleydavidsonmotorcycles #vivianpolaniaf #vivianpolaniaf2 🐰☠️💋”, lee el comentario a la foto en la que aparece descansando en su cama en ropa interior.

El mensaje de Polanía Franco sigue siendo el mismo: no piensa cambiar para complacer a otros miembros de la judicatura.

“Yo no soy la única persona que tiene un perfil de Instagram donde muestro mis resultados por el CrossFit. Si ven otras mujeres, hacen lo mismo, precisamente cuando uno logra algo por medio de este deporte es bonito mostrarlo por todo el esfuerzo que se hace”, dijo con anterioridad en una entrevista con La Opinión de Cúcuta.

Fue el destaque de su estilo de vida fuera de la Corte en ése y otro medio local que llevó al inicio de la investigación en su contra.

En medio del revuelo causado por las reseñas, la cadena CNN conversó con la jueza, quien dijo que no piensa dejar de ejercer el derecho al libre desarrollo de la personalidad.

“Respecto a mi ropa y a mi forma de vestir, es el libre desarrollo de la personalidad. Estoy absolutamente en desacuerdo. No todos los jueces, funcionarios, empleados, personas, son iguales”, planteó la entrevistada quien tiene 37 tatuajes.