¿Cómo evitar que te cobren cargos adicionales por uso de tarjeta de débito (EIP Card) con cheque de estímulo?

Para muchos, haber recibido el cheque de estímulo en EIP Card ha implicado más inconvenientes que beneficios

La tarjeta de débito prepagada que distribuye el Gobierno federal con el cheque de estímulo incluye el logo Visa.
La tarjeta de débito prepagada que distribuye el Gobierno federal con el cheque de estímulo incluye el logo Visa.
Foto: Anna Shvets / Pexels

Recibir los cheques de estímulo que distribuye el Gobierno de Estados Unidos en la forma de tarjeta de débito o “EIP Card” significan más inconvenientes que beneficios, sobre todo a nivel de las tarifas adicionales que debe pagar el portador.

Como parte de la primera ronda de cheques, el Servicio de Rentas Internas (IRS) en coordinación con el Departamento del Tesoro distribuyó unas 4 millones de tarjetas como parte del plan piloto  para facilitar la disposición y uso del dinero.

Sin embargo, el proceso no fue tan conveniente como se esperaba, ya que miles de beneficiarios botaron la correspondencia enviada por el Servicio Postal de Estados Unidos (USPS) pensando que se trataba de correo basura. Lo anterior se debió a que el sobre en el que se encontraba la EIP Card así como la imagen de la tarjeta en sí era confusa y no especificaba claramente que se trataba de un “Pago de impacto económico”. Adicional, el Gobierno federal no orientó con anticipación del trámite y el alcance de la tarjeta.

Debido a los problemas en la distribución, las partes involucradas en la expedición y envío de las EIP Card decidieron no cobrar por el primer pedido de reemplazo de tarjeta.

Autoridades envían doble de tarjetas en segunda ronda

A pesar de lo anterior, las autoridades doblaron la cantidad de pagos en plástico en la segunda ronda iniciada en diciembre pasado y enviaron 8 millones de pagos por esa vía.

Se espera que en el caso de la tercera ronda de cheques de estímulo de $1,400 que sería aprobada en el Congreso de  Estados Unidos próximamente, también se envíen EIP Cards con los fondos de estímulo.

Las EIP Cards son patrocinadas por el Departamento de Servicios Fiscales del Departamento del Tesoro y manejado por Money Network Financial, LLC. Las tarjetas las emite el agente financiero o banco del Tesoro, conocido como MetaBank®.

Tanto en las pasadas rondas como en la próxima a la que se le daría paso, los portadores de las tarjetas incurrirán en algunos cargos adicionales por el uso de las mismas, uno de los contra de recibir el pago por ese medio.

A continuación enumeramos algunas de las tarifas impuestas a transacciones con la EIP Card:

  • El primer retiro en un cajero automático que no pertenezca a la red de ATM es gratuito; pero a los retiros posteriores se les aplicará un cargo de $2 cada uno, incluso si no terminó la transacción.
  • En casos de verificación de balance en una de estas máquinas expendedoras que no pertenezca a la red se le sumará un cargo adicional de 25 centavos, incluso si no terminó la transacción.
  • Si usa la tarjeta fuera de Estados Unidos para retirar dinero, el banco podría aplicarle un cargo mínimo de $3, incluso si no terminó la transacción.
  • En casos de verificación de balance en una de estas máquinas expendedoras fuera de Estados Unidos, se le impondría un cargo mínimo de 25 centavos, incluso si no terminó la transacción.
  • Los retiros en efectivo en ventanilla de banco implican un costo de $5.

Costo por reemplazo

Adicional a lo anterior, el beneficiario debe pagar un costo de reemplazo de $7.50 por tarjeta después del pedido de la primera sustitución.

En el caso de que el recipiente quiera que la nueva tarjeta se la envíen de inmediato, el costo adicional sería de $17.

Varios senadores federales enviaron el año pasado una carta a los encargados del Departamento del Tesoro y al Servicio de Rentas Internas (IRS) para pedir la exclusión de estas tarifas para los recipientes de los cheques de estímulo.

“Nosotros estamos seriamente preocupados por la imposición de estas tarifas a individuos que necesitan urgentemente la asistencia a la que tienen derecho bajo CARES Act”, escribieron en junio pasado los congresistas liderados por la senadora Elizabeth Warren.

La anterior es una de varias indagatorias encabezadas por legisladores que van dirigidas a fiscalizar el alcance de las EIP Card.

Sin embargo, las iniciativas no han logrado el fin propuesto.